access_time 07:59
|
26 de noviembre de 2009
|
|
Legislatura

Endeudamiento: con modificaciones, el oficialismo logró acuerdo en el Senado

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/032/722/000032722-200911img_8139jpg.jpg

Esta madrugada el oficialismo acordó con la oposición reducir el monto de endeudamiento a 380 millones de pesos. De esta manera la Cámara Alta dio media sanción a un nuevo proyecto que deberá pasar ahora por Diputados.

En medio de fuertes negociaciones, esta madrugada el oficialismo acordó con la oposición reducir el monto de endeudamiento a 380 millones de pesos. De esta manera la Cámara Alta dio media sanción a un nuevo proyecto impulsado por el cobismo que deberá pasar ahora por Diputados.

Pasada la medianoche, después de nueve horas de negociaciones, oficialismo y oposición estaban encaminados a lograr un acuerdo por el proyecto de endeudamiento en el Senado, el cual finalmente se aprobó en la madrugada.

En lo que se leería como un triunfo del Frente Cívico Federal, ya que sus miembros se abroquelaron en una postura común, a diferencia de lo que sucedió en Diputados, el Ejecutivo tuvo que ceder en sus requerimientos y no conseguiría los superpoderes económicos con los que pretendía manejar discrecionalmente la pauta presupuestaria, pasando por alto la Ley de Responsabilidad Fiscal.

A cambio, los partidos alineados con el vicepresidente Julio Cobos ofrecieron subieron el monto de la deuda, desde 330 hasta 380 millones. Pero dejarían sin efecto una cláusula para endeudarse en 40 millones de pesos durante el ejercicio 2010.

Junto a esta iniciativa se aprobó la modificación de la Participación Municipal, que aumentaría en más de 4 puntos la masa de impuestos que se coparticipan.

La iniciativa pasa a la Cámara de Diputados, en donde deberán aprobarse las modificaciones la semana próxima.

Las arduas negociaciones las encabezaron, por el oficialismo, el titular de la Cámara de Diputados, Jorge Tanús; y los subsecretarios de Hacienda, Mario Granado y de Financiamiento, Pablo Frigolé, además del legislador Luis Ruzzo. Por el lado de la oposición, estuvieron Sergio Moralejo y Aníbal Rodríguez por el Confe y el radical Enrique Vaquié, además de representantes de los municipios de Capital y Godoy Cruz.

como una novela. Las negociaciones por el endeudamiento podrían haber llenado los siete tomos de la saga de Harry Potter, si alguien se hubiera tomado el trabajo de traducir en un papel todas las charlas, llamadas, dimes, diretes, idas y vueltas que llevaron durante 48 horas a foja cero la discusión y que dieron lugar a 6 llamados a cuartos intermedios para no arribar a nada concreto.

Pero, a diferencia del niño mago, entre los senadores no había ninguno que contara con una varita mágica para hacer coincidir al oficialismo y a la oposición. Lo que se buscaba era llegar a un despacho común que tuviera en cuenta tanto los requerimientos del Ejecutivo como los requisitos sin los cuales los 18 legisladores del Confe, la UCR, el ARI y Unidad Popular, se negaban a dar el voto positivo a la iniciativa oficial, aunque esa empresa pareció imposible hasta pasadas las 21.

Sin embargo, a esa hora, comenzó a vislumbrarse una luz al final del túnel.

Los cobistas ofertaron subir un poco el monto de la deuda, de 330 a 360 millones de pesos, con la condición de que se modificara el artículo 1 y 2 del proyecto de endeudamiento, que venía con media sanción de Diputados. Estos puntos conflictivos, contienen los llamados “superpoderes económicos” con los que la actual gestión pretende manejar las cuentas públicas el año que viene.

Los radicales y cobistas se mantuvieron firmes en cuanto a exigir al oficialismo que el presupuesto del 2010 contenga sólo 50% del déficit que la actual pauta, y que no se pase por alto la Ley de Responsabilidad Fiscal. Estos legisladores tenían una bajada de línea clara, venida directamente del vicepresidente Julio Cobos: en primer lugar, votar en bloque –algo que no se logró en la Cámara Baja– pero, principalmente, no permitir los superpoderes económicos. El monto del endeudamiento constituyó uno de los puntos principales de la pelea, y osciló toda la tarde entre los 330 millones de pesos que el Frente Cívico dejó asentado en su propuesta alternativa y los 420 millones de pesos que pretendía el gobierno.

pelea. El tironeo entre el oficialismo y la oposición se apoyó en dos puntos principales: la cantidad de dinero de la deuda y los superpoderes económicos, concentrados en la posibilidad de pasar por alto algunos puntos de la Ley de Responsabilidad Fiscal.
Entre ambos aspectos, el monto del endeudamiento fue el más flexible de negociar con la oposición, que primero se plantó en 330 millones, pero luego osciló entre 360 y 380 millones de pesos.

Mientras, la negativa de brindar superpoderes económicos fue tajante desde el Frente Cívico. Lo que los oficialistas pretendían era conseguir el permiso para transferir partidas de capital a gastos corrientes durante el 2010.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.