access_time 11:39
|
7 de diciembre de 2017
|
Medio Oriente

El traslado de la embajada de EEUU a Jerusalén no será "rápido"

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1512657558546636481819198255463.jpg

"No será algo que pase de un día para otro", aseguró el secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson.

El secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson, aseguró que el polémico traslado de la embajada estadounidense desde Tel Aviv a Jerusalén "no será algo que pase de un día para otro".

"No lo vamos a hacer rápido", dijo el jefe de la diplomacia estadounidense ante la prensa al margen de la cumbre ministerial de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) que se celebra entre hoy y mañana en Viena.

Tillerson recordó que el anunció del presidente estadounidense, Donald Trump, de que su país reconoce a Jerusalén como la capital de Israel, y el correspondiente traslado de la embajada desde Tel Aviv, responde a una ley aprobada por el Congreso en ese sentido.

El Congreso estadounidense trató de forzar el traslado de la embajada a Jerusalén en 1995, al aprobar una ley que exige mover a la Ciudad Santa la misión diplomática en Israel.

Esa ley permite a los presidentes estadounidenses aplazar ese traslado si consideran que eso encaja con los "intereses" de EEUU, un trámite que debe hacerse cada seis meses y que los tres predecesores de Trump completaron regularmente.

El presidente hizo lo mismo por primera vez en junio pasado, pero en las últimas semanas, ante la perspectiva de volver a firmar un documento que contradecía su promesa electoral de mover la embajada a Jerusalén, se planteó un cambio de rumbo.

El reconocimiento de Jerusalén como la capital de Israel ha recibido críticas de países musulmanes y también de numerosos Estados europeos, que entienden que rompe el consenso internacional de décadas y agravará el conflicto entre israelíes y palestinos.

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.