access_time 10:24
|
31 de marzo de 2020
|
|

Preocupación

El país donde "curan" la pandemia con vodka y sauna

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1585659592843Coronavirus.jpg

Bielorrusia es uno de los territorios donde sus autoridades niegan que haya un problema con el coronavirus, a pesar de tener 152 casos detectados.

Mientras que en casi toda Europa se cierran bares, restaurantes, iglesias y se prohíben eventos públicos, en Bielorrusia la situación es completamente diferente. "No hay virus aquí. ¿Lo ves volando por aquí? Yo tampoco lo veo. Esto es una pista de hockey, lo mejor para la salud. Este sitio es donde está la verdadera cura del virus", aseguró el presidente Aleksandr Lukashenko, el último negacionista europeo de la pandemia de coronavirus.

En Bielorrusia, el Covid-19 "es histeria y psicosis" y se cura "con vodka" y "con saunas", aseguran sus líderes políticos.

Con apenas 152 casos detectados de coronavirus en el país y ninguna muerte, Lukashenko tiene otras prioridades y ha mantenido abiertos los negocios, tiendas, bares, restaurantes e iglesias. Es el único país europeo en donde se siguen celebrando partidos de la liga local de fútbol. También el único donde los niños siguen yendo a la escuela.

"La psicosis ha paralizado economías nacionales en casi todas partes del mundo", declaró Lukashenko la semana pasada durante su visita a una planta manufacturera bielorrusa.

“En realidad, no tiene otra opción”, afirmó Vitali Shkliarov, analista de estudios rusos y euroasiáticos en la Universidad de Harvard, a El Confidencial.

Países como España, Italia, Alemania o Estados Unidos están inyectando millones para paliar las consecuencias del parón de la actividad económica por el coronavirus. Bielorrusia, con una economía muy castigada por los vaivenes del petróleo, tiene muy difícil hacer frente la previsible recesión económica que seguirá al coronavirus.

"Incluso sin coronavirus, Bielorrusia podría estar este año enfrentándose a una recesión económica", apuntó por su parte Olga Dryndova, editora del 'Belarus-Analysen' afincada en Alemania.

"Lukashenko está en una trampa. La única herramienta que le queda en este momento es ser populista", añadió Shkliarov.

El pasado 16 de marzo, el líder bielorruso afirmó que, en lugar de preocupándose por el virus, la gente debería estar trabajando en los campos. “Aquí, trabajar en un tractor curará a todo el mundo. Los campos curan a todo el mundo”, dijo.

Otras "medicinas" para el Covid-19 con las que ha bromeado son las altas temperaturas propias de una sauna y las propiedades desinfectantes el alcohol. "Vayan al sauna. Dos o tres veces a la semana les hará bien. Cuando salgan del sauna, no sólo lávense las manos con agua, sino con vodka", insistió.

"Yo no bebo, pero recientemente estoy diciendo que la gente no sólo debería lavar sus manos en vodka, sino también envenenar el virus con él. Deberían beber el equivalente de 40-50 mililitros de espirituosos diariamente. ¡Pero no en el trabajo!", lanzó Lukashenko.

Fuente: El Confidencial

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

© 2019 Copyright.