BAGDAD (TÉLAM). Más de 70 rehenes permanecían ayer desaparecidos sobre los más de 150 que fueron secuestrados el martes en el Ministerio de Educación de Irak, en una jornada en la que al menos 27 personas murieron en atentados y se informó la muerte de seis soldados estadounidenses.

    “Entre 70 y 80 rehenes del grupo que tomó el edificio del Ministerio de Educación permanecen desaparecidos”, afirmó el titular de esa cartera, Abd Dhiab, quien dijo que no volverá a asumir su cargo hasta que no sean liberados la totalidad de los cautivos, informó la agencia de noticias alemana DPA. Dhiab afirmó: “He suspendido mi participación como ministro del Gobierno hasta que todas estas personas que han sido secuestradas sean liberados. Si no puedo salvar y proteger las vidas de las personas en mi ministerio, sean profesores, estudiantes o empleados, no hay razón para que me quede”.