access_time 08:19
|
9 de mayo de 2020
|
|
Nueva normalidad

¿El horario corrido llegó para quedarse a Mendoza?

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/15874951543891%20IMG_8230.jpg
Imagen ilustrativa.

Hasta el momento, se han realizado varios intentos de imponer esta modalidad, pero siempre fracasaron. A raíz de la pandemia, esta modalidad se impone en las distintas actividades.

La crisis provocada por la pandemia de coronavirus y la necesidad de adaptarse a la "nueva normalidad" hizo resurgir en Mendoza un debate latente: la atención comercial en horario corrido.

Si bien los intentos por imponer esa modalidad en la provincia fracasaron siempre, autoridades y empresarios locales advierten que finalmente esta vez el horario corrido podría imponerse a la "sagrada" siesta mendocina.

"En otro momento hubo debate acerca de si era posible o no reglamentar un cambio de horario en la atención del comercio pero ahora, en forma forzosa por la pandemia, el horario corrido se impone en las diferentes actividades. Y ojalá llegue para quedarse”, aseguró el intendente de Capital, Ulpiano Suarez.

Una encuesta realizada hace dos años por el Instituto de Desarrollo Comercial (IDC) entre 400 negocios de la capital provincial (ubicados en calles de Arístides Villanueva, Espejo, Juan B. Justo, Peatonal Sarmiento y San Martín) reflejó que el 70% de los empresarios estaba de acuerdo con la implementación del horario corrido, desde las 9 o 10 hasta las 18.

Quienes están a favor de la metodología apuntan a una menor movilidad de los empleados de comercio, ahorro de energía y menos hechos de inseguridad ya que la gente ingresaría a trabajar de día y regresaría a su casa también con luz natural.

Sobre qué pasará en el verano, cuando las temperaturas sea más elevadas, Suarez expresó que la realidad de Mendoza no es diferente a Córdoba o Rosario, que tienen horario corrido. “Lo que sí se podría hacer es adelantar una hora el horario de apertura, pero no mucho más. La gente tiene que adaptarse”, comentó.

La voz empresaria

Para Adrián Alin, de la Cámara Empresaria, Comercio, Industria, Turismo y Servicios (Cecitys) este es "un tema que cada vez tiene más adhesiones. Los  jóvenes son los que requieren este tipo de horarios, ya que les permitiría realizar otras actividades durante la jornada: estudiar, capacitarse, realizar actividad física o, simplemente, descansar en sus hogares”.

Por su parte, Alberto Carleti, de la Federación Económica de Mendoza (FEM), resaltó que se trata de una prueba y que se generarán cambios de hábitos en consumo y modalidad. En ese sentido, reconoció que es posible que la nueva metodología ayude al comercio.

"Dependerá de si es útil a los fines sanitarios. No tenemos una dimensión real de cómo funciona porque hoy todo se maneja con delivery, al menos en los rubros que representa la FEM, que en su mayoría son indumentaria, electrodomésticos y demás", destacó Carleti.

"Al ser una provincia turística, los visitantes se quejan por tener todo cerrado cuando salen a caminar al mediodía. Tener horario corrido sería excelente y los comercios ganarían en ventas. Veremos si lo aceptan o, cuando termine la pandemia, vuelven a lo de antes. Esta experiencia mostró que teníamos razón", sostuvo Daniel Ariosto de la Unión Comercial e Industrial de Mendoza (UCIM).

Finalmente, desde el Consejo Empresario Mendocino (CEM), Federico Pagano, sotuvo que “el horario depende del cliente” y que la modalidad de “horario partido” está porque “el cliente prefiere esa modalidad, pero nos adaptaremos si hay un cambio de costumbre”.

“Si al mendocino, a partir de esto le resulta más atractivo, bienvenido sea”, concluyó.

 

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.