access_time 21:02
|
21 de agosto de 2006
|
FESTEJARON EL QUINTO ANIVERSARIO

El Club de Estancieras ayudará a una escuela

En el mediodía de ayer, el Club de Estancieras y Baqueanos festejó el quinto aniversario de formación, en la antigua bodega Giol de Maipú. En esa reunión hubo doce estancieras de Córdoba, una de Entre Ríos y una de San Juan, entre otras, completando una total de setenta vehículos. Mauricio González, coordinador del Club de Estancieras y Baqueanos, aseguró que en setiembre estarán llevando alimentos y donaciones a la escuela Titarelli, de Rivadavia.

    En el mediodía de ayer, el Club de Estancieras y Baqueanos festejó el quinto aniversario de formación, en la antigua bodega Giol de Maipú. En esa reunión hubo doce estancieras de Córdoba, una de Entre Ríos y una de San Juan, entre otras, completando una total de setenta vehículos. Mauricio González, coordinador del Club de Estancieras y Baqueanos, aseguró que en setiembre estarán llevando alimentos y donaciones a la escuela Titarelli, de Rivadavia.

HISTORIA SOLIDARIA. Recordemos que este club ha realizado más de 30 caravanas solidarias, en las que se han recorrido unos 40.000 kilómetros y entregado más de diez toneladas en donaciones a organizaciones benéficas, escuelas carenciadas, comunidades indígenas, entre otras. Este club lleva más de dos años viajando por toda la provincia de Mendoza, llevando donaciones que consiguen a través de vecinos, familiares y amigos, sin ayuda hasta el momento de alguna empresa que quiera solidarizarse y colaborar con ellos.

    Este año solamente se han dedicado a visitar escuelas rurales, ayudando a los niños que están internados en el árido campo mendocino. Estos pequeños no cuentan con la suficiente asistencia para leer y escribir, no poseen útiles escolares, libros ni lápices. Tampoco cuadernos en los que practicar sus primeras letras. En tanto que en los eventos sociales han participado, junto a la Universidad Tecnológica Nacional, recolectando y transportando donaciones para la gente de Santa Fe.

    También han sido parte del programa 24 horas De todo corazón, que emite Canal 9 Televida, en dos años consecutivos, ayudando a recolectar las donaciones. El lema que llevan como bandera es que el alma del club es pasarla bien ayudando a los más necesitados. De esta manera le demuestran a la sociedad cómo valorar la sonrisa de nuestros ancianos y de los niños más desprotegidos. Todas las personas que quieran sumarse a colaborar con los niños de la escuela Titarelli de Rivadavia, lo pueden hacer acercándose todos los viernes a la noche a Los Caballitos de Marly del Parque General San Martín, a partir de las 22.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.