access_time 07:19
|
25 de noviembre de 2021
|
|
Editorial

La libertad de elegir el periodismo que queremos

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1637676912258MxwMUPMoP_1256x620__1.jpg

El ataque a un medio de comunicación no tiene justificación de ninguna índole. No hay discurso que pueda sustentarse en que determinada prensa provoque supuestos mensajes de odio. Ese argumento cae en la apología de un acto considerado delictivo y olvida las lecciones más duras en la historia de este país, que ha tenido en los atentados a la libertad de prensa uno de los primeros escalones para desatar una violencia mayor.

Un medio de comunicación puede tener un discurso crítico respecto del poder o, por el contrario, justificar las acciones de este. Los márgenes en los que se puede mover para cuestionar a su vez los relatos oficiales son los que establece la Constitución nacional y las normas que regulan tanto el ejercicio periodístico como el derecho a la libertad de expresión. Discursos de odio, en todo caso, son aquellos que tienden a la discriminación de todo tipo o que han generado, en otros países, hechos de sangre que han buscado romper con la tradición de investigar, cuestionar y exponer atropellos, violaciones y escándalos.

Pero, por otro lado, en estos tiempos en los que el impacto de los medios tradicionales se disipa en redes sociales, considerar que un mensaje puede ser reaccionario es una mirada ingenua respecto del público, de los lectores. Es el consumidor quien elige qué diario se ajusta a sus expectativas, el que deposita su confianza en determinado periodismo, el que, en definitiva, decide cómo informarse. En otras palabras, más cerca o con más distancia de un gobierno.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.