access_time 21:41
|
9 de octubre de 2009
|
|
POLÉMICA

Duro rechazo de ministros de la Corte a la idea de Jaque contra los abusadores

El titular del máximo tribunal dijo sentirse sorprendido por la propuesta del gobernador. Aída Kemelmajer la rechazó de plano.

Luego de que el gobernador Celso Jaque lanzara la idea de castrar químicamente a violadores reincidentes, el presidente de la Suprema Corte de Justicia de Mendoza, Jorge Nanclares, y la ministra Aída Kemelmajer de Carlucci, descartaron con argumentos sólidos la viabilidad jurídica de la medida y afirmaron que la propuesta del Ejecutivo “es de altísima complejidad”. Esto es porque, según Kemelmajer de Carlucci: “Mendoza no tiene un Código Penal que le permita crear penas, ya que eso es una facultad que las provincias han delegado a la Nación”.


    No obstante, la magistrada explicó que “aún si se le ocurriese al Congreso nacional incorporar este tipo de castigo, tendría gravísimos impedimentos frente a los tratados internacionales de derechos humanos, que priorizan la protección del propio cuerpo, más allá del delito”, dijo la magistrada, en referencia al estado constitucional que tienen esos acuerdos a partir de la reforma constitucional de 1994. Si bien la ministra rechazó la posibilidad de que se ejecuten las controvertidas castraciones químicas, lo cierto es que no cuestionó la efectividad científica de la medida, ya que “ese es un tema técnico que debe resolver el comité de expertos”, el cual será convocado mediante un decreto que emitirá el mismo Jaque, según anunció el miércoles por la mañana.


     En coincidencia con KemelmaJorge Nanclares, reconoció estar “sorprendido” por el discurso del gobernador que dio el martes y donde planteó la idea. “El contexto en que fue dicho no tenía nada que ver con lo que se buscaba transmitir”, explicó Nanclares, y completó: “Queríamos que la sociedad conociera que estamos trabajando en un plan de asistencia a las víctimas junto al Ejecutivo”. Inmediatamente, el titular de la Corte provincial afirmó que “ni la metodología ni el término castraciones químicas fueron abordados, desde lo legal, de forma correcta”. Según Nanclares, el término “es una suerte de venganza contra el delincuente al cual debe considerárselo como un ser humano igual a todos”.


EL EJEMPLO DE LA JUEZA. Pese a que la magistrada no quiso calificar la medida de “retroceso constitucional”, sí explicó que, ante los avances mundiales en derechos humanos, resulta muy complejo aplicar este tipo de sanciones. “Imagínense que autores como Germán Bidart Campos cuestionaban la constitucionalidad de la ley que somete a la prueba genética en juicios filiales y de abusos sexuales”, comentó la magistrada, y agregó: “Cómo no se va a discutir hoy una pena invasiva de este tipo”.


 LO QUE NO SE DIJO. Para los integrantes de la Suprema Corte, lo más importante es: “Primero, dar contención a las víctimas y, segundo, prevenir las violaciones”. Por eso, los jueces no dudaron en mostrar su malestar ante las frase que Celso Jaque emitió el martes en el Salón de Actos de Tribunales durante el lanzamiento de un protocolo para asistir a las víctimas de delitos sexuales. “Este plan no se lo inventó el doctor Nanclares, sino que se habló con técnicos extranjeros y hasta con los distintos hospitales. Por eso, frente al aumento de las violaciones hay que priorizar a las personas que han sido abusadas”, sentenció la jueza. Las declaraciones de los ministros de la Corte fueron realizadas en la Universidad de Congreso, donde Kemelmajer fue a dar una charla sobre Derecho a la Intimidad y Base de Datos.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.