access_time 16:10
|
13 de marzo de 2019
|
Inseguridad

Dramático asalto a una pareja de jubilados en Guaymallén

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1552503764402WhatsApp%20Image%202019-03-13%20at%2002.38.54.jpg
El botín fue recuperado minutos después del atraco.

El hecho ocurrió sobre calle Ramponi y las víctimas terminaron encerradas y reducidas con precintos plásticos. Gracias a policías que pasaban por el lugar, hubo tres detenidos y se recuperó el botín. Los detalles.

Los dos policías de la movilidad 2954 de la UEP que patrullaban por Guaymallén observaron la presencia de los sujetos en el interior de una VW Suran gris sobre calle Ramponi al 7400. Se encontraban con actitud sospechosa y decidieron ir a identificarlos. Eran las 22.25 del martes.

Pero los malvivientes se dieron cuenta que los efectivos iban a ir tras ellos, por lo que decidieron bajar del rodado y escapar. A los pocos minutos, terminaron reducidos tras ser detectados por otros uniformados que habían llegado de apoyo: los sospechosos habían asaltado momentos antes a una pareja de jubilados mientras dormía.

Amenazaron de muerte y apuntaron a las víctimas con armas de grueso calibre –a una de ellas le dieron un cachazo en la cabeza–, las dejaron encerradas en una habitación, las inmovilizaron con precintos plásticos y cargaron diversos elementos de valor en su auto.

El caso tuvo tres detenidos de entre 18 y 23 años –dos de ellos más complicados– y se recuperó el botín, que consistió en electrodomésticos, armas de colección, dinero en efectivo en pesos argentinos, dólares y reales y el rodado, entre otros.

De acuerdo con fuentes policiales y judiciales, el trío de ladrones ingresó a la casa de calle Ramponi por el patio a través de un cerco perimetral de tela que dañaron.

Estaban armados: portaban un revólver calibre 38 y una escopeta de un caño calibre 16. Las víctimas, un varón de 70 años y una mujer de 66, estaban recostadas en su cama cuando los asaltantes las sorprendieron.

Actuaron a cara descubierta y se mostraron agresivos desde un primer momento: exigieron dinero en efectivo y, ante la negativa del hombre, le dieron un cachazo en la cabeza.

Acto seguido, dos de los malvivientes comenzaron a revisar toda la casa. Los jubilados fueron llevados a una de las habitaciones y los dejaron encerrados con precintos en sus manos para que no se movieran.

Ese fue el momento justo para los sujetos, ya que comenzaron a cargar todo lo que tenían a su alcance en la Suran de las víctimas.

El robo duró varios minutos, y antes de irse, dejaron encerrada a la pareja con la llave del dormitorio colocada del lado de afuera.

Antes huir, los policías de la UEP los vieron en la puerta del lugar y pidieron refuerzos. Mientras, ingresaron al domicilio, el que estaba todo desordenado, y escucharon pedidos de auxilio. Eran voces de las víctimas, quienes finalmente fueron liberadas.

Policías de UMAR, que habían llegado hasta la zona después de un pedido de refuerzo, aprehendió a un par de sujetos con similares características a las que aportaron las víctimas en el cruce de Tirasso y Bandera de los Andes.

Entre sus pertenencias, llevaban dos armas de fuego, un revólver y una pistola calibre 7.65 propiedad de la víctima. En calle Tirasso fue arrestado otro sospechoso, quien se encontraba agitado).

En el interior de la Suran, habían cargado, entre otras cosas, cuatro armas de fuego de la víctima.

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.