access_time 12:35
|
15 de febrero de 2007
|
|
SIN ACUERDO POR LAS FALTAS

Diputados dilata la nueva ley de tránsito

La clasificación de las faltas en leves, graves y gravísimas no está clara para los legisladores justicialistas, quienes pidieron una semana más para analizar el despacho que elevarán para su tratamiento. Es que algunas que fueron encuadradas como graves son consideradas gravísimas por los integrantes de la comisión que analiza el proyecto de ley reclamado una y otra vez por el Ejecutivo.

   La clasificación de las faltas en leves, graves y gravísimas no está clara para los legisladores justicialistas, quienes pidieron una semana más para analizar el despacho que elevarán para su tratamiento. Es que algunas que fueron encuadradas como graves son consideradas gravísimas por los integrantes de la comisión que analiza el proyecto de ley reclamado una y otra vez por el Ejecutivo.

   La iniciativa, que contempla un sistema de puntajes para premiar y castigar a los conductores y la incorporación de faltas gravísimas para endurecer el actual sistema, está siendo reclamada desde hace más de un año por el gobernador Julio Cobos. Ayer, los radicales estaban confiados en lograr la aprobación de la iniciativa, pero se encontraron con la resistencia de los demás bloques.

   Si bien la Cámara de Senadores dio media sanción al proyecto que contempla un sistema de puntajes para premiar y castigar a los conductores, Diputados modificará el despacho para incorporarle el examen psicofísico cada cinco años, porque entienden que los conductores deben seguir siendo analizados periódicamente. La figura de infracciones gravísimas, con sanciones económicas muy elevadas y hasta la retención definitiva de la licencia de conducir, es una innovación.

   Entre ellas se encuentran el conducir sin poseer seguro, fugarse del lugar siendo participe de un accidente, conducir sin habilitación, realizar picadas en la vía publica y conducir intoxicado por alcohol o drogas. Las faltas graves siguen siendo conducir en contramano, realizar un giro en U, no respetar el semáforo y el disco pare, entre otras. Los diputados justicialistas quieren cambiar algunas de estas y convertirlas en gravísimas.

   La ley prevé, además, que cada conductor obtenga 20 puntos al sacarse la licencia de conducir y, si comete una infracción, se le restarán determinados puntos según la complejidad: gravísimas (seis), graves (cuatro) y leves (dos). El descuento total de puntos implica una inhabilitación mínima de seis meses para conducir y la obligatoriedad de realizar un curso de manejo defensivo y la presentación de estudios psicológicos.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.