access_time 19:15
|
13 de septiembre de 2006
|
|

Difícil reto para Felipe Calderón

El oficialista Felipe Calderón afrontará un mandato problemático en México, debido al férreo rechazo de la izquierda a su elección y a que la Justicia admitió ?algunas irregularidades? en el proceso, dijeron a Efe analistas.

    El oficialista Felipe Calderón afrontará un mandato problemático en México, debido al férreo rechazo de la izquierda a su elección y a que la Justicia admitió “algunas irregularidades” en el proceso, dijeron a Efe analistas. Calderón, de 43 años, fue declarado la semana pasada presidente electo por los siete magistrados del Tribunal Electoral que consideraron válidos los comicios del 2 de julio, cuestionados por el candidato izquierdista Andrés Manuel López Obrador, quien dice ser víctima de un fraude.

    El analista mexicano José Antonio Crespo dijo a Efe que el fallo inapelable de la Corte “reviste a Calderón de un halo de legalidad, pero no de la certeza necesaria para empezar el Gobierno con la legitimidad necesaria en estos tiempos de polarización política”. “Considero que las argumentaciones de los magistrados no despejaron del todo las inquietudes sobre las irregularidades electorales que ellos mismos admitieron y, por lo tanto, quedó en la ciudadanía una sensación de duda”, señaló Crespo, del Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE) de México.

    Los jueces señalaron de manera unánime que Calderón, del Partido Acción Nacional (PAN), el del presidente, Vicente Fox, es “elegible” como nuevo mandatario y que hubo “irregularidades” en el proceso electoral, aunque no de una gravedad que hicieran necesaria la anulación de los comicios. Entre esas irregularidades, los magistrados mencionaron “la indebida intervención” de Fox y los empresarios mexicanos en el proceso electoral en favor de Calderón, aunque insistieron en que no fueron relevantes para alterar la votación.

    Los “comentarios indirectos y alusiones metafóricas” de Fox para favorecer al candidato de su partido llegaron a representar “un riesgo para la validez de los comicios”, según el dictamen elaborado por los magistrados Alfonsina Navarro y Mauro Miguel Reyes, y avalado por sus colegas. El experto Antonio Bonifaz, profesor de Ciencias Políticas y Sociales de la estatal Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), coincidió con Crespo en que el fallo “le da legalidad” al candidato del PAN, pero “deja muchas preguntas sin responder sobre la certeza del proceso y legitimidad del presidente electo”.

    “En ese escenario, auguró que Calderón afrontará un gobierno complejo y problemático, máxime si se tiene en cuenta que no hay señales que permitan avizorar un acercamiento con López Obrador”, señaló Bonifaz. Según el TEPJF, el candidato del PAN obtuvo 233.381 votos (0,56 puntos porcentuales) más que López Obrador, del Partido de la Revolución Democrática (PRD, izquierda), quien se encuentra desde hace más de un mes en “resistencia civil pacífica”, en protesta por el fraude que denuncia y que la Justicia desechó.

   López Obrador, quien ha jurado impedir que su rival oficialista sea investido presidente por el Congreso el 1 de diciembre, ha convocado para el 16 de setiembre, Día de la Independencia de México, a una Convención Nacional Democrática, y espera que sus seguidores le proclamen “presidente legítimo”. Asimismo, el líder de izquierda aspira a que la Convención defina las primeras líneas de una Asamblea Constituyente para “transformar a las instituciones y rescatar a la República del estado de postración en que se encuentra”.

TEMAS:

Opinión

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Últimas noticias

© 2019 Copyright.