access_time 01:40
|
19 de marzo de 2007
|
|
LICENCIAS DE CONDUCIR

Denuncian a policías por coimeros

Tres efectivos están sospechados de pedir sobornos en el órgano que fiscaliza la entrega de las habilitaciones. En alguno de los casos, es irrisorio lo que querían por la tramitación.

    “Policía puerta a puerta”, “policía a mano”, “policías de proximidad” y un sinfín de anuncios y proyectos del Ejecutivo para acercar a los uniformados a la gente y volver así a confiar en ellos, como sucedía decenas de años atrás, contrasta absolutamente con lo que hoy la Inspección General de Seguridad (IGS) está investigando. Precisamente, tres efectivos están sospechados de coimeros y los hechos puntuales representan tan poco dinero que hasta resulta gracioso.

    Dos de los tres casos están relacionados con la obtención de la licencia de conducir y uno de ellos fue por 100 pesos y una lata de tomates. Si bien la identidad de los uniformados y los departamentos en los que desempeñan sus funciones no fueron revelados por este órgano contralor de la fuerza, se supo que uno de ellos trabaja en el Gran Mendoza, otro lo hace en la zona Este y el último, en el Valle de Uco.

    POR CIEN PESOS Y UNA LATA DE TOMATES. De acuerdo a lo que consta en los registros de la IGS, existe una información sumarial en la que se está investigando a un policía del Gran Mendoza –según fuentes ligadas a la investigación, sería de Capital– por tentativa de cohecho. En este caso, bajo el número de expediente 348-M07, sucedido el 23 de febrero, un uniformado se presentó a rendir para obtener el registro de conducir y desaprobó el examen.

    Hasta allí, todo era normal. Presumiblemente, según la denuncia, cuando el mismo efectivo fue por segunda vez a la prueba, el uniformado manifestó que ya había pagado 100 pesos y una lata de tomates a otra persona para que le entregaran la licencia directamente.

    Así las cosas, el policía fue denunciado inmediatamente por la persona que quiso tomarle la prueba y ahora será la IGS la encargada de evaluar si solicita al Ministerio de Seguridad su pase a disponibilidad, siempre y cuando se compruebe este tragicómico episodio.

    DENUNCIANTE, TAMBIÉN COIMERO.
La segunda de las causas se produjo en un departamento del Este de la provincia, y si bien tiene casi los mismos condimentos que la anterior, el gusto es un poco distinto. Sucede que un efectivo de la fuerza fue denunciado por una persona que, por lo que tipifican los expedientes, también coimeó al uniformado.

    Es que el denunciante, cuando hizo la presentación ante la IGS, relató que entregó dinero a un policía para que le consiguiera el registro de conducir y este nunca se lo dio, ni mucho menos le devolvió la plata. Esta causa también está caratulada como información sumarial por tentativa de cohecho en los registros del órgano fiscalizador de la Policía de Mendoza.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.