access_time 20:54
|
26 de febrero de 2007
|
|
GODOY CRUZ - QUILMES

De esos triunfos que la gente recordará

El Expreso jugó un mal primer tiempo pero en el complemento y con un hombre más terminó goleando al Cervecero, rival directo en el descenso.

   Cuando finalice el torneo Clausura, si Godoy Cruz consigue conservar la categoría, serán pocos los que repararán en el rendimiento que tuvo el equipo. Lo importante será sólo que logró quedarse en Primera. Sonará frío y resultadista, pero muy realista. Y así hay que tomar la gran victoria conseguida ayer ante un rival directo en la pelea por mantenerse en el fútbol grande argentino. Porque el 3 a 0 final del Tomba ante Quilmes suena holgado, pero no refleja la actuación colectiva de los dirigidos por El Chocho Llop.

    En la frenética búsqueda por escapar al descenso, al Expreso le esperan todas finales y la de ayer no era una excepción. Porque el rival era el Cervecero, que ahora quedó último en el promedio y parece más que condenado a jugar la próxima temporada en la B Nacional. Primer tiempo para el olvido en el Malvinas. El sofocante calor condicionaba el rendimiento de los 22 protagonistas y lo más interesante pasaba por la gente en las tribunas pidiendo desesperadamente un poco de agua a los bomberos.

   Para rescatar, sólo un zurdazo en el palo del colombiano Arzuaga, a los 18’, y la irresponsable reacción de González Bordón, en la acción inmediata, quien le propinó un terrible codazo al Pipa Villar y se fue bien expulsado por Giménez. Once contra diez a favor del Expreso pero, sin embargo los locales, pese a jugar el resto de la etapa con un hombre más, no crearon situaciones de gol. Lo más interesante de Godoy Cruz lo proponía Enzo Pérez, movedizo por todo el mediocampo y enlace con los dos puntas, Poy y Arzuaga, que rotaban en todo el frente de ataque pero sin oportunidades claras.

   Parece que Llop le dio una buena lavada de cabeza a sus dirigidos en el entretiempo, porque, en el complemento, el Tomba salió con otra actitud y fue a buscar el partido. Es que al Expreso sólo le servía la victoria, sobre todo, viendo a un rival muy limitado que jugaba con uno menos y sólo mantenía la esperanza de llegar al gol en alguna de las corridas de Ibáñez o Torrez, incansables arriba pero muy solitarios. Arzuaga lo tenía al minuto, también erraban Villar y Herbella antes de los 20’.

   Pero a los 22’, en una jugada que dejó muchas dudas, Hernán Buján metió un centro desde la derecha y la defensa cervecera tiró mal el achique. Resultado: tres hombres del Tomba habilitados, cabezazo de Herbella y gol. Primer grito del Doctor en el Expreso y 1 a 0 para los locales, que justificaban con poco la diferencia en el marcador. A partir de ahí, el partido fue otro, porque Quilmes tiró la toalla y resignó toda chance de empatar. En los últimos diez minutos, Godoy Cruz fue letal y terminó sellando un triunfo de seis o más puntos.

   A los 38’ llegó la perlita de Arzuaga, picando el balón ante la salida de Grosso, y a los 41’, gran apilada y mejor definición de Pérez, quien tuvo su premio en una gran tarde. Tres a cero y pudo haber sido mayor la diferencia. Fue goleada para el Tomba, que terminó floreándose pero que sufrió más de lo debido para ganarle a un rival directo por el descenso. Quedó pendiente el buen juego. Pero, si Godoy Cruz zafa y se mantiene en Primera, serán muy pocos los que recordarán si jugó bien. Por ahora, hay que ganar, sea como sea.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.