access_time 02:05
|
22 de febrero de 2007
|
|
31ª VUELTA DE MENDOZA

Darío Díaz está a pleno y se consolida

En la quinta etapa del giro mendocino, el pedalista catamarqueño volvió a ganar con otro batacazo sobre el final. El mendocino Leonel Cuni alcanzó el segundo puesto.

   No hay con qué darle en el embalaje final. El tipo se guarda casi toda la carrera entre el pelotón y, faltando menos de mil metros, mete una aceleración tremenda para arrasar a todos en su propio túnel del viento. El sprint final de Darío Díaz le está permitiendo consolidarse en esta nueva edición de la Vuelta de Mendoza y ahora habrá que ver cómo le va en la crono y en la montaña.

   Ayer, nuevamente no se apiadó de dos que se habían escapado sobre los kilómetros finales y los dejó detrás, para ganar la quinta etapa, que unió Luján, Tupungato y Tunuyán (144 kilómetros). El ciclista catamarqueño ya le sacó en la general 24 segundos al mendocino Leonel Cuni, de la Municipalidad de Guaymallén, quien ayer sumó otro podio más y mete presión como el mejor pedalista de nuestra provincia. Fue tercero El Chapulín, detrás de Alejandro Borrajo, quien también se mantiene expectante en la Vuelta.

    El pelotón se mantuvo bastante uniforme durante los primeros 90 kilómetros, luego de recorrer tres vueltas por Luján y encarar hacia Tupungato. La primera meta sprint quedó para el corredor de la Municipalidad de Guaymallén Ricardo Córdoba, escoltado por el brasileño Raúl Cárcano y el mendocino Javier Moressi. Luego se fugaron, con una gran escapada, el puntano Alfredo Lucero, José Aravena y Emiliano Ibarra, quienes finalmente llegaron así a la única meta de montaña. Pero luego se cortaron solos Lucero y Aravena, demostrando un admirable nivel en la subida hacia Tupungato y llegando a la segunda meta sprint en ese orden, seguidos por El Cata Díaz.

    Allí, en Tupungato fue la neutralización y, cuando dieron de nuevo la partida, comenzó la persecución de ellos dos. La emoción por alcanzarlos fue mucha, porque Alfredo Lucero y José Aravena llegaron a sacar 1 minuto y 54 segundos de ventaja sobre el grueso de la caravana. Catorce ciclistas salieron a la caza de los dos fugados y, poco a poco, lo iban logrando.

   La ventaja quedó reducida a 52 segundos y poco después a 45, cuando ya estaban pisando los 138 kilómetros. En el último kilómetro, ya en el centro de Tunuyán, fueron atrapados y otra vez apareció Darío Díaz con su fulminante embalaje para quedarse con esta quinta etapa. Hoy el giro mendocino continúa en el Corredor del Oeste y mañana se pone a prueba con la contrarreloj, con la pintoresca subida al Cerro de la Gloria. La Vuelta está a pleno y con todo su colorido.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.