access_time 15:19
|
20 de julio de 2018
|
Informes

Crece la cantidad de jóvenes adictos a distintas sustancias a la vez

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1525979679760fumarbeber--644x362.jpg

Mientras que el inicio en el consumo se produce cada vez a edades más tempranas, los adultos presentan consecuencias más graves.

Cuando se habla en ámbitos profesionales del efecto que tiene el abuso de sustancias en la juventud, es más frecuente que se mencione la poliadicción: ingerir regularmente varias sustancias tóxicas. Según la Asociación Antidrogas de la República Argentina (AARA), en el país existen 2 millones y medio de casos registrados.

Mientras que estos casos consideran el consumo de sustancias ilícitas, los principales casos de abuso se registran por alcohol y el cigarrillo. 

Según un informe de la Secretaría de Políticas Integrales sobre Drogas de la Nación Argentina (Sedronar) de 2017, aproximadamente 6 de cada 10 adolescentes de 12 a 17 años en Mendoza ingiere bebidas alcohólicas. Además, 1 de cada 4 jóvenes en esa edad es fumador.

El Sedronar, a través de su Dirección Nacional del Observatorio Argentino de Drogas (DNOAD), informó que el consumo de alcohol y tabaco ha aumentado y presenta las prevalencias más altas, seguida por el consumo de marihuana.

Entre la población de 12 a 65 años del país, las sustancias que presentan mayores tasas de consumo son: alcohol (81,0%) y tabaco (51,3%), ambas de uso legal. El consumo reciente de alguna droga ilícita pasó del 3,6% en el año 2010 a 8,3% en 2017.

Por su parte, la directora del hospital Carlos Pereyra, Sandra Kassis Barcudi, explicó que en los mayores de 18 se pone de manifiesto la gravedad de las consecuencias del abuso de sustancias. "Es un tema amplio: no hay una sola causa principal, se habla mucho de la poliadicción. En general se comienza con alcohol o marihuana y luego gradualmente se extiende a otras sustancias", indicó.

Sin embargo, Barcudi aclaró que no se trata de una regla general, ya que no existe una regla que maneje la conducta humana de forma general. "Los casos pueden ser diferentes, aunque es común que se inicie a edad temprana, para experimentar la sensación de consumir y después se traslada a otras sustancias tóxicas", explicó.

El director Observatorio Salud Publica y Problemáticas de Consumo, Sergio Saracco, añadió que la adicción no se genera simplemente por entrar en contacto una vez con lo que se prueba.  "Son otros los factores que deben estar presentes, como la situación ambiental y social, junto con las condiciones biológicas: si me siento mal, por ejemplo, vuelvo a eso que sentí me daba alivio", aclaró.

Comentarios de la nota

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.