access_time 23:36
|
16 de septiembre de 2009
|
|
CUIDADOS FÍSICOS

Consejos saludables para relajar la espalda

La espalda, eje de nuestro cuerpo, se ve sometida a muchas tensiones y malas posturas que pueden provocar molestias que se verán reflejadas con mayor intensidad al término de la jornada

    La espalda, eje de nuestro cuerpo, se ve sometida a muchas tensiones y malas posturas que pueden provocar molestias que se verán reflejadas con mayor intensidad al término de la jornada. A continuación, la especialista ofrece algunos consejos para eliminar la tensión que puede acumularse en las zonas más problemáticas, tales como el cuello, las cervicales, los hombros y la espalda.

DESCANSO NOCTURNO ÓPTIMO. Es indispensable dormir relajada y contar con un sommier de láminas y un buen colchón que proporcionen a la espalda el soporte que necesita. Tené en cuenta que el colchón no debe ser demasiado duro, el cuerpo ha de descansar sobre una base firme pero flexible. La almohada conviene que sea pequeña y firme.

DESENTUMECER LA MUSCULATURA. Es importante desentumecer y despertar la musculatura por las mañanas al levantarte, aunque esta acción igualmente puede realizarse en cualquier otro momento que se necesite: extendiendo los brazos hacia los lados a la altura de los hombros y con las palmas de las manos hacia arriba, dibujá círculos hacia delante y hacia atrás. Efectúa el ejercicio de desentumecimiento al menos durante un minuto.

AL CAMINAR. Dar pasos cortos y caminar erguida, como si se llevase un libro sobre la cabeza, aseguran que la postura al andar favorezca la relajación de la espalda. Al caminar se ha de apoyar primero el talón, después todo el pie hasta llegar a la punta y contraer ligeramente los glúteos durante la ejecución.

SI PERMANECÉS MUCHO TIEMPO SENTADA. Cuando permanecés sentada durante mucho tiempo se pierde tono muscular en la espalda, sobre todo si no se mantiene la espalda erguida o se encogen frecuentemente los hombros, acción muy común en momentos de estrés. Para evitar las molestias que podrás acusar en la espalda estando sentada durante largos períodos, tomate dos o tres descansos al día de 15 minutos cada uno en los que te sentarás al revés cerca del respaldo de la silla, de modo que las piernas estarán muy abiertas, y mantendrás el pecho apoyado en el respaldo. Conseguirás con esta acción enderezar y estirar la columna automáticamente.

DEPORTE. Algunos deportes resultan muy beneficiosos y fortalecen la espalda siempre que sean bien ejecutados, como el ciclismo y la equitación. La natación es la mejor elección, sobre todo en su modalidad espalda. Por el contrario, otros deportes como el golf, el tenis, el squash, el surf o el esquí deben evitarse si se padecen problemas de espalda.

    Hay dos tipos básicos de dolor de espalda, el dolor agudo y el dolor crónico. El dolor agudo es el que se presenta en forma rápida, tanto en una modalidad pasajera como durante un lapso bastante largo (de varias horas). Y el dolor de espalda crónico, en cambio, es aquel que aparece lentamente y permanece durante mucho tiempo, en algunas ocasiones hasta meses o años. Este dolor crónico puede aparecer y desaparecer, pero nunca se desvanece por completo, y ello, lógicamente deteriora de forma importante la calidad de vida de quien lo sufre. El tipo de dolor agudo generalmente conduce, con el tiempo, a un problema crónico. O, lo que es básicamente lo mismo, el dolor de tipo crónico puede esconderse durante muchos años detrás de síntomas de dolor de tipo agudo.

    El dolor, en estos casos, rara vez coincide con el sitio de la disfunción. Es decir, no nos duele lo que está afectado, sino que ese dolor se expande desde la zona del malestar produciendo dolor en otra parte o zona. El dolor en los tratamientos de espalda es fundamental en cuanto es el indicador de si el mismo está funcionando o no. Lo esencial es investigar cuál es la causa del malestar y combatirla mediante un tratamiento.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.