access_time 10:32
|
27 de noviembre de 2009
|
|
JUICIO POR LA MUERTE DEL CABO

Con un gran operativo, testigos del caso Ramet contaron cómo fue el homicidio

Dos declarantes presenciales coincidieron en relatar lo ocurrido en octubre del año pasado sin reconocer a Fabián Cedrón como autor del disparo mortal.

    No es el relato de una vieja historia, sino que este personaje está nuevamente sentado en el banquillo de los acusados por el crimen de un policía. Se trata de Francisco Fabián Cedrón Ortiz, uno de los malvivientes más conocidos del hampa local, quien ayer comenzó a ser juzgado por el homicidio del cabo Gustavo Ramet el 20 de octubre del 2008. Un gran operativo policial dentro y fuera de la sala de debate marcó el primer día del juicio, mientras que los testigos citados coincidieron en cómo ocurrieron los hechos aunque sin poder señalar con precisión a Cedrón como el autor del ataque.

    El proceso comenzó ayer en la Séptima Cámara del Crimen con el tribunal formado por Gabriela Urciuolo, Agustín Chacón y Alejandra Mauricio, quien remplazó a Pedro Carrizo, que se encuentra afectado al debate por la muerte de José Luis Bolognezi. Mientras que la Fiscalía de Cámara estuvo a cargo de Susana García, el imputado fue representado por la Décimoquinta Defensoría Oficial, con Carolina Lourdes Debeta como defensora.

    OPERATIVO POLICIAL. Desde temprano, el ambiente no era el normal en los pasillos del primer piso de tribunales, donde está la Séptima Cámara del Crimen. Decenas de policías seguían de cerca cada uno de los pasos de los presentes y el operativo se incrementó cuando Cedrón fue introducido a la sala de debate. El imputado llegó rodeado por ocho policías y cerca de ellos había otros diez uniformados de Infantería, siguiendo de cerca los movimientos en el pasillo. Ya dentro de la sala, el acusado de matar a Ramet estuvo rodeado por cuatro efectivos durante toda la mañana, mientras que el mismo número de efectivos cumplía tareas de custodia en el recinto.

    El primero en declarar fue Iván Octavio Calpertier, un joven que estuvo dialogando con el policía asesinado segundos antes que fuera atacado y, por lo tanto, testigo presencial del hecho. “Hablé con Ramet unos segundos y me puse el casco para retirarme en mi moto. Allí, apareció otra moto con dos personas. El que estaba como acompañante le disparó. Cuando escuché el tiro me agaché para cubrirme. Al levantar la mirada vi al policía tirado en el piso y que uno de los hombres venía caminado hacia mí.

    Por miedo, arranqué la moto y salí mirando hacia atrás por si me disparaban”, dijo Calpertier. El testigo afirmó que el autor del disparo fue el sujeto que viajaba como acompañante en la moto y que él mismo luego revisó al policía como “si le estuviera sacando algo”. Sin embargo, a la hora de señalar a ese individuo, el joven sólo pudo afirmar que se trataba de una persona de “unos 20 años, flaco y un poco más bajo” que él, coincidiendo con la estatura de Cedrón.

    Tras un cuarto intermedio por falta de testigos, llegó el momento del testimonio de Miguel Ángel Mechart, quien coincidió en varios puntos de lo relatado por el primer testigo y tampoco pudo señalar directamente a Cedrón. “El que disparó fue el acompañante. Ese sujeto, luego de revisar al policía, salió corriendo y el conductor de la moto, que tenía casco, escapó en el rodado”, explicó Mechart, quien sólo pudo aportar que la presunta autora del disparo era una persona “ni gorda ni flaca”.

    Los otros testigos fueron un vecino de Fabián Cedrón en el barrio San Martín de Ciudad, la hermana del imputado y un hombre que estuvo en el lugar del hecho minutos antes que todo ocurriera. El primero de estos se contradijo muchas veces con lo relatado en la fiscalía durante la instrucción del caso, por lo que no logró aportar datos certeros. Luego, la hermana del acusado se abstuvo de declarar –amparada por la ley– para que finalmente lo hiciera Nelson Llanos, quien afirmó: “Me bajé del colectivo en esa esquina y vi al efectivo dialogar con un muchacho.

    Cuando llegué a mi casa, mi papá me comentó que habían matado a un policía y después me enteré de que al que habían asesinado era el policía que estaba en la parada del colectivo”, contó, al mismo tiempo que aclaró que ambos dialogaban como si se conocieran hacía tiempo. De esta forma concluyó la primera jornada de debate, en la cual faltaron tres testigos por declarar. El juicio, que está pactado para tres días, continuará hoy a las 9 y se espera que la sentencia recién se dicte durante los primeros días de la semana que viene. En las próximas jornadas se analizarán otras pruebas que serían claves para incriminar a Cedrón en el conmocionante crimen ocurrido en el barrio Reconquista de Las Heras.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.