access_time 18:32
|
25 de junio de 2007
|
|
GODOY CRUZ - HURACAN

Con corazón, el Tomba no pudo revertirlo

El Expreso volvió a caer ante Huracán de Parque Patricios ?3 a 2?, que vuelve a la A. Más de un año estuvo el bodeguero en Primera, luego del ascenso logrado el 20 de mayo del 2006.

    Junto a uno de sus hijos pequeños, El Pipa Villar llora desconsolado en la butaca de abajo del bondi. El marplatense le acomoda la camperita mientras desde afuera lo aplauden. El Flaco Miranda pasa de la mano de Lucas, su hermano entrañable, y también lo aplauden. El Cali Torresi se abraza con su esposa, le gritan desde arriba y bajan más aplausos. Lo mismo le sucede al rosarino Mauro Poy, a Marquitos Barrera, al Principito Enzo Pérez, quien atragantado de tristeza no quiso hablar. Los aplauden los de buena memoria, mientras a Nico Olmedo le duele toda el alma cuando mira por la ventanilla.
    Exactamente el 20 de mayo del año pasado, el estadio Malvinas Argentinas se inundó de felicidad tombina con ese ascenso, con El Tanque Giménez de brazos abiertos, goleador ante Chicago. Pasaron más de 365 días, la moneda giró y giró y ayer cayó del lado que ninguno quería en el Expreso. El Tomba se fue al descenso, luchó, se codeó con los grandes, le ganó a River, a Independiente, hizo goles agónicos.
    Quedará para la historia que un frío 24 de junio Huracán de Parque Patricios lo venció claramente y fue el mejor de la serie final de la promoción, ganando ambos cotejos, aprovechando a la perfección la desesperación mendocina. Los aplausos valen mucho y reconocen la entrega. No sólo la de ahora, sino la que hubo en la B Nacional, cuando El Chocho Juan Manuel Llop –por ejemplo– rastrillaba con sus propias manos el campo de juego del Gambarte para jugar ahí y meter algo más de presión. El fútbol se comprende en un todo y el conjunto bodeguero pierde la división, quizás, en el primer partido ante el Globo. En el barro, el Tomba cayó sin atenuantes y ayer, obligado a remontar una cuesta de dos tantos, apretó tanto que el quemero lo liquidó de contra. Pierde la división, dirán otros, por el impresentable sistema de descenso argentino. 
   Pero ayer, los once del TurcoMohamed esperaron ordenados en todas sus líneas y abrieron la cuenta cuando Godoy Cruz más los ahogaba. Primero avisó el goleador Joaquín Larrivey con un cabezazo que sacó pegado al palo El Cóndor Torrico. Y, dos minutos después, Cristian Sánchez Prette hizo una individual y metió un derechazo para estirar más la diferencia global. Godoy Cruz no cambió su propuesta para morir más en el intento, porque cuando adelantó todos sus hombres, El Bati Larrivey quiso sorprender y Torrico le tapó su media vuelta. O, más adelante, otra de Mauro Milano daba en el palo. Era fútbol contra desesperación. El complemento revivió al Tomba, a pesar de que antes lo hundió Huracán con una definición exquisita de Milano.
     Era dos a cero y Godoy Cruz tenía que hacer cuatro goles para zafar y no descender. Una tremenda actitud sacó de las entrañas el Expreso, esa que quizás ni atinó en Buenos Aires, y lo empató en un minuto. Primero, El Flaco Miranda ganando con un cabezazo que pegó en el palo y entró.Y, después, el colombiano Martín Arzuaga anticipándose a Leonardo Díaz. A los de Parque Patricios les volvieron los fantasmas que le dieran vuelta el partido ya liquidado en San Juan. Entre tanto, el grandote Carlos Maglio (es tan alto que parecía dirigir a un partido de fútbol infantil) se hizo el sota con dos penales claritos que tuvo el bodeguero. Pero el milagro no ocurrió.
    Cuando avanzaba y el alma le había vuelto al cuerpo a Godoy Cruz, Raúl Gordillo metió ese tiro libre enroscado y sin una barrera efectiva por delante. Los minutos corrieron y cayó el Expreso. El golpe es duro, es un mazazo que va a costar digerir. Pero los aplausos bajaron de todas las tribunas y eso significa que algo quedó. Habrá que volver a empezar.

TEMAS:

Deportes

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.