access_time 10:36
|
16 de septiembre de 2020
|
|

En tiempos de cuarentena

¿Cómo conciliar el teletrabajo con las tareas del hogar?

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1600262998015teletrabajo15.jpg

Claves para que teletrabajo y familia sea una ventaja y no un dolor de cabeza.

La cuarentena causada por el Coronavirus trajo consigo muchos cambios en la cotidianeidad de las personas, y en ellos, el trabajo remoto o teletrabajo, pasó de ser ‘esporádicas’ situaciones a una realidad que viven miles de personas en todo el mundo.

Es así que esta modalidad de trabajar desde casa llegó para quedarse, permitiendo con el confinamiento por la crisis sanitaria del COVID-19, a un incremento de la población trabajaba desde casa. Así, son muchas las empresas nacionales que han visto las ventajas del trabajo desde casa, tanto para la entidad como para os trabajadores, y estudian nuevas organizaciones en las que se favorezca esta flexibilidad. Mientras que tanto, el Gobierno trabaja en una ley que regule esta dinámica mientras el miedo por posibles nuevos confinamientos y el riesgo que supone la alguna vez ‘vuelta al cole’ de los más pequeños acecha en muchos lugares.

Pero, ¿qué sucede hasta que se regrese a una nueva normalidad?

Atrás quedó la idea de que cuando uno trabajaba desde casa se hacía de manera más relajada, libre, sin presiones; incluso ha desmontado estructuras mentales conservadoras que aseguraban que implicaba menos dedicación. La realidad es que el teletrabajo exige de mucha responsabilidad, que hay que aprender a poner límites porque se suelen emplear más horas y que requiere de un espacio y un ambiente adecuado. Además, a esto hay que unir la conciliación, pues es un arma de doble filo. Trabajar en casa y cuidar de la familia es una ventaja pero hay que tener en cuenta una serie de claves para que funcione.

¿Cuáles? Veamos las que aconsejan los expertos.

Adaptar un espacio de trabajo

No vale de nada tener la 'oficina' justo en el sector de casa en  donde haya una demanda de atención permanente. Nada de la mesa del comedor mientras los hijos ven una película y nada de cocina a la hora del desayuno. Buscar un espacio apropiado dedicado al trabajo, donde se pueda conseguir concentración y trabajar en silencio, con luz natural, buena ventilación, con todo lo que se necesita a mano y en el que uno se sienta a gusto. Igualmente, es importante poner cuidado en la mesa y la silla, en sentarse correctamente y en moverse cada cierto tiempo.

 

Fijar un horario

Trabajar en casa no significa hacerlo sin horarios. No se le estaría haciendo ningún favor a la conciliación sino todo lo contrario. Tener claras las horas que implica la jornada y poner límites. Pero a la vez también poder ser flexible, es decir, aprovechar esos momentos en que los niños están ocupados para ser más efectiva pero no dejar de prestarles atención si es necesario y la tarea puede realizarse un poco más tarde. Es importante que ellos también sepan que los padres están trabajando. La clave está en encontrar el equilibrio, y recordar la importancia de hacer descansos para realizar otras actividades que permitan la 'desconexión'.

 

Planificar la jornada

Solo se encontrará ese equilibrio si se le dedica un tiempo a planificar. Tener una visión general de la semana, de las tareas, prioridades permitirá organizar cada día con antelación. Siempre pueden surgir contratiempos, pero con una buena planificación previa hay un alto porcentaje de éxito asegurado.

Antes de apagar la computadora, emplear unos minutos a dejar esbozado un esquema de tareas para el día siguiente, marcar las urgentes y tener en cuenta las necesidades que más allá del trabajo va a demandar la jornada.

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.