access_time 22:03
|
16 de marzo de 2017
|
Fiscalía de Robos Agravados

Cómo cayó la banda de Kakaroto, señalada por múltiples asaltos

<p>La gavilla delinqu&iacute;a en las zonas de Las Heras, Lavalle y Guaymall&eacute;n. Su l&iacute;der, Gustavo <em>Kakaroto</em> Guti&eacute;rrez, tambi&eacute;n qued&oacute; detenido.</p>

La banda de delincuentes fue desbaratada el miércoles tras una serie de allanamientos en El Algarrobal, Las Heras. Era liderada por Gustavo Kakaroto Gutiérrez, quien quedó detenido durante los procedimientos. Un testigo fue clave para capturarlos. El grupo se formó con lo que quedó de Los Castillo, una conocida gavilla de esa zona que fue separándose a medida que varios de sus integrantes caían en manos de la Justicia.

Efectivos de la División de Robos y Hurtos llevaron a cabo seis medidas judiciales para dar con los sospechosos. Las viviendas de los sujetos fueron ubicadas gracias a la colaboración de las tareas que realizaron las unidades investigativas de Las Heras, Lavalle y Guaymallén, donde se movía la banda para delinquir. 

Además, un testigo con identidad reservada aportó datos precisos para llegar a dar con los delincuentes, señalaron pesquisas a este diario. 

El resultado fue positivo y se consiguió detener a Gustavo Ariel Kakaroto Gutiérrez Farfán (33), su hermano, Emiliano Gutiérrez (23), Diego Iván Bazán (23) y Roberto Carlos Chino Heredia Cruz (36). 

Parte del secuestro que se obtuvo de las viviendas de los delincuentes.

Además, en las viviendas de los individuos se logró el secuestro de una réplica de pistola, 3 rifles de aire comprimido, una pistola calibre 9 milímetros, un revólver calibre 22 con 3 proyectiles y 30 cartuchos de distintos calibres.

Además de 14 celulares, 7 plantas de marihuana, 6 porros, un equipo de música, herramientas varias, 10 mochilas, 10 juegos de llaves, 3 pares de anteojos, 3 kits de seguridad para vehículos y un automóvil Fiat 128, varios de los elementos habían sido robados. 

Se incautaron varios objetos robados.

Tanto lo incautado como los integrantes de la gavilla quedaron a disposición de la Fiscalía de Robos Agravados a cargo de Gonzalo Marzal. En las próximas horas serán imputados y trasladados al penal provincial. 

Numerosos robos

Desde principios del pasado año, la banda de Kakaroto comenzó a cometer distintos asaltos a mano armada en los departamentos mencionados. Por eso, llamó la atención de los investigadores policiales, que comenzaron a seguir sus pasos. 

Uno de los primeros hechos en los que habrían participado ocurrió el 3 de febrero del 2016 en un domicilio de la ruta 40, en Las Heras. 

Armados, sorprendieron a las víctimas que residían en el lugar. Sin embargo, un miembro de la familia que estaba en una de las habitaciones arremetió a los tiros e inició una balacera contra los delincuentes, que emprendieron su huida. 

Cuando arribaron los efectivos policiales encontraron en las inmediaciones a dos cómplices con heridas de bala. Uno de ellos, conocido como Pantera, perdió la vida. En tanto, el restante sobrevivió y quedó detenido. 

La Justicia también los señala como los responsables de haber robado un Citroën C4 el 1 de setiembre de ese año. Los asaltantes se hicieron con el vehículo mientras el propietario compraba en una farmacia de calle Mathus Hoyos, en Guaymallén. 

Cinco días después, se dirigieron en ese automóvil al barrio 26 de Enero, en Las Heras, y le sustrajeron un Volkswagen Bora a un efectivo policial. Momentos después, el Citroën fue hallado abandonado en la intersección de Maure y Ventura de Guaymallén. 

Otro de los ilícitos en los que fueron sindicados como autores ocurrió en la madrugada del 26 de febrero. En esa oportunidad, se movilizaban en una Renault Duster por Guaymallén.

Al llegar a calle El Limón interceptaron un Volkswagen Gol gris conducido por una mujer. Bajo amenazas con armas le quitaron el automóvil. 

Finalmente, la noche del viernes 3 de marzo, cometieron varios asaltos a bordo de la misma camioneta, en Lavalle, pero terminaron chocando y abandonando el vehículo en calles La Rosa y Florida.

Así fue hallada la Renault Duster que utilizaba la gavilla.

 

Su conexión con Los Castillo

El clan familiar atemorizaba la zona de El Algarrobal hace algunos años. Sin embargo, varios de los integrantes más importantes fueron detenidos y los “soldaditos” quedaron a la deriva.

Kakaroto Gutiérrez vivía a metros de la casa de Los Castillo y había formado parte de esa gavilla, aseguró un pesquisa a El Sol.

Por eso decidió hacerse cargo de una parte del grupo que se alineó tras su figura.

Además, sumó entre sus filas a Roberto Chino Heredia, conocido como el chofer de Los Castillo.

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© Copyright 2017. Cuyo Servycom S.A.