access_time 18:09
|
19 de julio de 2021
|
|
Ciencia

¿Hubo murciélagos gigantes en la costa argentina? Estos huesos lo prueban

https://elsol-compress-release.s3-accelerate.amazonaws.com/images/large/1540056088469murci%C3%A9lago.jpg

En un balneario cercano a Miramar hallaron fósiles que tienen una antigüedad de 100 mil años.

Los restos de una mandíbulo correspondiente a un murciélago cuya antigüedad ronda los 100.000 años y cuyas proporciones, según los especialistas, corresponden a un mamífero de mayor tamaño de los conocidos en el presente, fueron hallados cerca del balneario de Miramar, provincia de Buenos Aires. 

El fósil fue localizado en sedimentos del Pleistoceno, sobre inmediaciones del arroyo La Ballenera, ubicado en la cercanía de la villa balnearia de Mar del Sud.

La rama mandibular del murciélago fue identificada como Desmodus draculae, una especie que se encontró por primera vez en Venezuela en 1988. Su nombre alude al popular personaje de ficción. Los estudios indican que vivió durante el Cuaternario de América, y que tuvo un tamaño mayor que el actual murciélago común (Desmodus rotundus).

“Lo de gigante es relativo, pues, su envergadura sería de dimensiones algo más grandes que las de un teclado de computadora, pero, significativamente mayor a sus representantes actuales”, explicó Santiago Brizuela, de la Universidad Nacional de Mar del Plata, uno de los responsables del trabajo científico.

En el momento que el Desmodus draculae vivió en el sudeste bonaerense, la actual costa atlántica de Argentina, la región estaba habitada por enormes perezosos gigantes, como el megaterio de unos 4,5 metros de altura, por manadas de elefantes sudamericanos extintos, gliptodontes y el emblemático tigre dientes de sable.

Los únicos antecedentes de murciélagos antiguos en Argentina, corresponden a los hallados en esta zona. Uno de ellos, es un canino superior aislado del Holoceno tardío de la vecina localidad de Centinela del Mar, referido a Desmodus cf. D. draculae, que no llego a ser un fósil, pues la datación radio carbónica dio una antigüedad de sólo 300 años.

Lo que indica este nuevo resto fósil, es que Desmodus draculae fue el último de estos grandes mamíferos voladores, el cual se extinguió en 1820 aproximadamente, posiblemente como consecuencia de la ‘Pequeña Era de Hielo’.

Fuente: La Capital de Mar del Plata

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.