access_time 21:41
|
2 de diciembre de 2009
|
|
LEY DE AVALÚO E IMPOSITIVA

Celso Jaque aumentará el Inmobiliario entre 10 y 12% y no limitará la tasa cero

El gobernador debió ceder ante la necesidad de recaudación.

   Con un rojo anticipado en las cuentas para el 2010 que roza los 600 millones, Celso Jaque tuvo que ceder y proponer un aumento del Impuesto Inmobiliario para el año próximo de entre 10 y 12 por ciento. A través de un incremento en el avalúo de los inmuebles, que no se actualiza desde 1994, el valor del metro cuadrado cubierto de construcción pasará de 210 a 231 pesos, lo que hará elevar el canon total que las propiedades deberán pagar el año que viene. Este será el único impuesto que se retocará tras una puja que encaró Hacienda ante la necesidad de conseguir más fondos para financiar la Provincia en el 2010. Esta propuesta se incorporó al proyecto de ley de Avalúo e Impositiva presentada ayer en las Comisiones de Hacienda y Presupuesto de la Cámara Baja y surgió tras el rechazo de Jaque a incrementar el Inmobiliario en zonas donde se construyen barrios privados o propiedades de elevado valor, lo que hubiese impactado en la clase alta.

   Así, el plan B, que fue revelado el lunes por El Sol, fue el que tomó fuerza y por el cual aumentará unos 15 millones de pesos la recaudación. Si bien no servirá para paliar el déficit presupuestario, servirá para encaminar la política fiscal hacia un sinceramiento de los avalúos, porque en el mercado hoy cotiza a más de 1.000 pesos el metro cuadrado de construcción que el Gobierno está valuando en 231 pesos y ese es la cifra que utiliza para las transacciones comerciales. A lo que Jaque le dijo que no fue a la propuesta de rebajar o limitar la polémica tasa cero en Ingresos Brutos a la producción primaria. La ingeniería para incrementar la recaudación ya se intentó en el 2008 pero, a pocas horas de que trascendiera, el sector empresario criticó a Jaque y lanzó toda su artillería contra la medida.

   Por eso, el gobernador dio marcha atrás, y si bien se esperaba que legisladores oficialistas y opositores reavivaran el reclamo en la Legislatura, esto no sucedió, por lo que es posible que su idea de impulsar un sistema de rebajas y topes a la producción para las empresas que cuentan con tasa cero, quede otra vez en la nada. Si se eliminara la tasa cero a las actividades que está otorgada, la Provincia recaudaría nada menos que 300 millones de pesos más, con lo que evitaría la mitad del déficit previsto para el 2010. En un año donde el gobernador ha pedido el equilibrio fiscal, el proyecto de ley que ahora deberá analizar la Legislatura no prevé modificaciones para el Impuesto Automotor, porque siguen tributando el impuesto fijo los modelos del 1980 al 1994; y desde el 95 al 2010, se aplicará según el valor del rodado. Lo que sí se incluyó fue la exención para taxis y remises que incorporen el sistema de seguimiento satelital y cámaras de video el año que viene.

   Lo que sí habrá serán rebajas para los cumplidores, porque se otorgará hasta 5 por ciento de descuento más para los contribuyentes de Inmobiliario y Automotor que no registren deuda al 31 de diciembre del 2008. La decisión de retocar un impuesto patrimonial para recaudar más no se extendió a los Ingresos Brutos, uno de los proyectos que Hacienda manejaba desde hace poco más de dos meses y al que el gobernador le bajó el pulgar de entrada. Esto, porque se pensaba elevar 0,5 por ciento el canon que gravaba a los productos comercializados en la provincia.

   Una suba de esta alícuota hubiera impactado notablemente en la recaudación, teniendo en cuenta que este tributo representa 70 por ciento de los ingresos de origen provincial, mientras que el Inmobiliario sólo respresenta 17%. Entre otras cosas, el proyecto de ley impositiva prevé modificaciones técnicas en el régimen de prefacturado de Monotributo, porque suma un boleto ajustable que le permite al contribuyente la opción de un pago adicional a cuenta de la declaración jurada anual. Otra de las modificaciones que incluye es que contempla la posibilidad de regularizar a los pequeños productores primarios de hasta 10 hectáreas, que en su mayoría –más de 60 por ciento– no están inscriptos en la DGR ni pueden acceder al beneficio de la tasa cero para evitar las retenciones.

   Otro de los puntos llamativos es el que está relacionado con los juegos telefónicos. Según prevé el Código Fiscal, las telefónicas deben descontar 7 por ciento de las ganancias para destinarlo al fisco. Este gravamen sólo rige en Mendoza y Córdoba, generando desigualdades y, por eso, se lo quiere eliminar. El ministro de Hacienda, Adrián Cerroni, y parte de su equipo, fueron quienes presentaron un resumen del proyecto, horas antes de que ingresara a la Cámara de Diputados y esto molestó a los legisladores. Incluso, algunos, como el demócrata Alberto Sánchez, lo calificó como una “tomada de pelo”, porque debieron escuchar la explicación sin el texto en la mano.

   Mientras, para la radical Liliana Vietti, lo llamativo es que no se ve una política fiscal orientada a incrementar los recursos de la Provincia en un año con un déficit anunciado de 600 millones de pesos. Ante esto, Cerroni reveló que están pensando en una reingeniería del área de Rentas que profundice la cobranza y gestión, además de incluir planes para aumentar la recaudación. Es que, según Cerroni, de los 600 millones que había en la calle a principios del 2008 se han logrado recuperar unos 160 millones de pesos. Sin embargo, los otros 400 millones de pesos que hay en la calle costaría recuperarlos, porque muchas de esas empresas están en quiebra.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.