access_time 01:08
|
5 de agosto de 2006
|
|

ANÁLISIS EN LOS HOGARES

Caen la pobreza y la indigencia, según el INDEC

El organismo, mediante la Encuesta Permanente de Hogares, difundió un informe que destaca el curso descendente que experimentan los dos índices que sigue más de cerca el Gobierno

        El curso descendente experimentado por la pobreza y la indigencia en los últimos años se verifica también en los aglomerados urbanos San Nicolás-Villa Constitución, Viedma-Patagones y Rawson- Trelew, según datos oficiales difundidos ayer. La Encuesta Permanente de Hogares, que efectúa el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), registró, en mayo último, bajas en ambos indicadores, tanto en el número de hogares como de personas, en comparación con octubre del 2005.


        En todos los casos, la incidencia de la pobreza y la indigencia se ve sensiblemente atenuada por los subsidios del Plan Jefas y Jefes de Hogar Desempleados. Se considera pobre a toda familia cuyos ingresos son insuficientes para solventar un conjunto de necesidades básicas, que según el INDEC cuesta 856,86 pesos, e indigente a la de ingresos insuficientes para comprar una canasta alimentaria, que requiere 391,10 pesos.


      En el aglomerado urbano que forman la bonaerense San Nicolás y la santafesina Villa Constitución, el número de hogares pobres bajó, de 29,5 por ciento del total de hogares censados en octubre del 2005, a 21,8 en mayo del 2006. Pero excluyendo los subsidios, la declinación fue de 30,1 por ciento a 23. Si se consideran las personas afectadas, el total de pobres en ese lugar bajó, en ese período, de 38,1 por ciento a 29,2 (sin Plan Jefas/Jefes, de 39 a 30,9). Los datos referidos a las personas utilizan la clasificación de pobre o indigente, referida para los hogares, lo que implica que una persona es pobre o indigente si pertenece a un hogar con esas características.


       En todos los casos, la pobreza es mayor para las personas que para los hogares, lo que indica que, en promedio, los hogares pobres tienen más miembros que los no pobres. En cuanto a la indigencia, el total de hogares afectados se redujo de 9,6 por ciento a 8 (12,6 a 10,2), y el total de personas declinó de 12,8 a 10,1 (17 a 12,9). En el conjunto formado por Rawson y Trelew, en Chubut, el total de hogares sumidos en la pobreza retrocedió de 18,1 por ciento a 15,5 (sin subsidios, 20 a 17,6), en tanto el número de pobres lo hizo de 23,4 a 18,8 (25,9 a 21,7).


      Los hogares indigentes en ese rincón patagónico mermaron de 4,9 por ciento a 4,7 (sin plan, 7,3 a 6,3) y el de personas en esa situación pasó de 6,4 a 4,9 (sin subsidios, de 8,7 a 6,8). En el aglomerado integrado por Viedma, Río Negro y Carmen de Patagones, en el extremo sur de Buenos Aires, los hogares pobres, que en octubre del 2005 eran 26,2 por ciento, fueron en mayo último 23,2 (sin subsidios, 27,1 y 23,6, respectivamente). El total de pobres, en tanto, bajó, en el mismo lapso en ese lugar, de 35 por ciento a 32,4 (sin subsidios, de 36,3 a 33,1). Los hogares indigentes mermaron de 11,1 por ciento a 9,2 (13,4 a 10,5) y las personas en esa situación, de 16,1 a 13,4 (19,2 a 15,6).

Mas Noticias:

Comentarios de la nota

Últimas noticias

© 2019 Copyright.