access_time 07:13
|
19 de noviembre de 2012
|
|

DELITOS ECONÓMICOS

Buscan a banda que clona tarjetas de crédito y hace costosas compras

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/251/370/000251370-201209tarjetas_2077511.jpg

Usan un artefacto símil Posnet para escanear información del plástico y luego duplicarlo. Un auxiliar judicial es una de las víctimas de la estafa.

     Una presentación judicial activó la alarma de los efectivos policiales en la provincia, porque, otra vez, se encontraron con casos de duplicadores de tarjetas de crédito. En el último, la víctima fue un funcionario judicial de Capital, quien denunció que le clonaron su plástico y con él realizaron numerosas compras. El hombre se percató un par de meses después de la maniobra delictiva –cuando recibió un nuevo resumen de cuenta– al ver que habían realizado costosas compras. Con la queja formal radicada, los policías comenzaron a investigar y están detrás de la banda que hace el trabajo desde un domicilio con computadoras y un escáner pero aún no ha sido capturada. La presentación fue realizada a fines de octubre y, gracias a la apertura de esta pesquisa, se encontraron diez casos más.

   La víctima, de quien no trascendió su identidad, trabaja como auxiliar en una oficina fiscal capitalina y explicó a sus colegas en esa oportunidad lo que le sucedió y decidió radicar la denuncia formal por el fraude que le costó más de 2.500 pesos por diferentes compras que no había realizado. Lo notó luego de recibir en su domicilio el resumen mensual donde salía detallados los lugares donde había comprado y los montos de los pagos electrónicos. Sin embargo, explicó que no había utilizado el plástico, ya que su última adquisición había sido en agosto. Desde ese momento y hasta la actualidad, el personal policial de Delitos Económicos realizó diferentes tareas de inteligencia para hallar a los sospechosos que aún no son detenidos, contaron fuentes del caso.

CÓMO ACTÚAN. "Son muy inteligentes", dijo uno de los pesquisas, con referencia a los malvivientes que cometen este tipo de delitos. Todo comienza cuando la víctima va a realizar la compra a algún centro comercial. Sin que el comprador se dé cuenta, el estafador pasa la tarjeta, en primera instancia, por el Posnet original y luego hace lo mismo por otro aparato apócrifo, de similares características, pero para escanearlo y copiar los datos de la futura víctima. Por ese motivo recomiendan "no quitar la vista de los dispositivos y, si utilizan dos aparatos con la excusa de que no anda el servicio, es mejor anular la compra", explicaron. De la banda magnética sacan el número de cuenta y el número de tarjeta con los datos personales. Una vez que recopilan esa información, el siguiente paso es "clonar" el material a través de la ayuda de una computadora.

   Para realizar la maniobra "pueden usar desde una tarjeta de micro o cualquier otro plástico que cumpla con esas dimensiones", detallaron los especialistas. Luego, los estafadores procesan los datos en la computadora e imprimen la nueva banda magnética en la tarjeta "melliza". De esta forma realizan compras en diversos comercios y por altos costos sin que el damnificado se entere hasta pasadas cuatro semanas, cuando debe pagar el resumen. Los informantes detallaron que hay más de diez denuncias de este tipo y de cifras más significativas. Por ese motivo buscan desarticular la banda y advertir a la gente de la sigilosa estafa. 

MAS NOTICIAS:

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.