access_time 06:50
|
19 de noviembre de 2009
|
|
LEGISLATURA

Avanza el proyecto para endeudarse

https://elsol-compress.s3-accelerate.amazonaws.com/imagenes/000/031/194/000031194-2009111-img_7576.jpg

Diputados le dio media sanción al pedido del Gobierno. Las comunas recibirán más fondos.

Poco antes de las 22, se reanudó la accidentada sesión de la Cámara de Diputados en la que se trató la propuesta de endeudamiento del Gobierno provincial y la acordada modificación a la Ley de Coparticipación Municipal, prenda de cambio con los intendentes para que sus hombres en la Legislatura le dieran el ok al proyecto de Celso Jaque. Pasada la medianoche, la Cámara Baja le dio luz verde -32 a 16- al primer proyecto y lo remitió al Senado, y debatía el segundo, que, se descontaba, sería aprobado.

La negociación se destrabó cuando, según explicaron diputados de la oposición, con algún retoque, el texto de los proyectos coincidieron con lo acordado entre el Gobierno provincial y los intendentes el viernes. Es que, siempre según la oposición, el Ejecutivo mandó dos textos que poco tenían que ver con lo charlado.

El punto importante para los intendentes es que se avanzó en la modificación del artículo 1 de la Ley de Coparticipación Municipal. Si el Senado convierte en ley el cambio, la masa de fondos derivada de los impuestos provinciales crecerá 4,5 por ciento.

Con este acuerdo, quedó destrabada la discusión por la potestad de endeudarse que pidió el Gobierno provincial, por un monto de 420 millones de pesos para enfrentar los gastos hasta fin de año, que hoy por hoy amenazan con trastocar el normal funcionamiento del Estado con todo lo que esto significa.

Diputados avaló el permiso para endeudarse por 420 millones de pesos al Ejecutivo, "con entidades tanto de la banca nacional como internacional", según confirmó Mario Granados, subsecretario de Financiamiento. Para eso, el proyecto le da al Gobierno una serie amplia de herramientas financieras. La idea es que tenga opciones que hagan ágil la obtención de fondos, gestiones que, por otra parte, ya se iniciaron, aunque poco trascendió respecto de qué bancos podrían estar dispuestos a prestarle dinero al Estado mendocino.

Entre las cuestiones acordadas, la oposición estableció un tope de hasta 50 millones de pesos para enfrentar gastos tanto corrientes como no corrientes, "no previstos". Esto significa que el Gobierno no puede destinar más de 50 millones de pesos a cuestiones que no hayan estado presupuestadas para el ejercicio 2009; todo lo demás debe utilizarse en cumplir con compromisos asumidos o previstos con anterioridad.

Otra cuestión relevante tiene que ver con más fondos para los municipios, independientemente de la modificación a la Ley de Coparticipación Municipal.

Del total de los fondos que ingresen por préstamos o créditos, 60 millones irán a las comunas, a razón de 40 millones en concepto de subsidios -es decir, no se devuelven- y 20 millones en concepto de préstamo, "a devolver en las mismas condiciones en que los tomó la Provincia".

LARGA PELEA. A las imprecisiones que, según la oposición, contenía desde el principio la iniciativa, se le sumó una feroz pelea por la modificación a la Ley de Coparticipación Municipal, que dejó al PJ en un callejón sin salida.

Según el acuerdo firmado por 14 de los 18 intendentes con el Ejecutivo, sin la modificación de esa ley, no habría endeudamiento. Lo que provocó el enojo de los caciques comunales y la negativa de los legisladores a aprobar la modificación de la coparticipación, fue que, según dijeron, en la redacción de la iniciativa no se respetó lo convenido el viernes con el gobernador.

La conversación entre los funcionarios del Ejecutivo se detuvo en el momento de tratar el proyecto de coparticipación. Lo que ocurrió fue que tanto legisladores como intendentes radicales, cobistas y demócratas, se quedaron azorados al ver la redacción de la propuesta, ya que, según dijeron, no coincidía con el acuerdo firmado en la Casa de Gobierno.

Finalmente, el arreglo se respetó y se logró la media sanción.

LA TENSIÓN. Más allá de las diferencias respecto del texto, hubo un momento de tensión extrema cuando César Biffi y Alfredo Cornejo se reunieron con legisladores radicales y cobistas y plantearon una postura intransigente. Dijeron que no iban a aprobar el endeudamiento, justamente porque el Gobierno parecía no estar dispuesto a reforzar las partidas a los municipios.

Luego del cónclave radicalcobista, en el que dos diputados, Roberto Infante y Alejandro Morelo, del Confe, querían votar a favor del endeudamiento, quebrando el bloque, Bianchinelli gritó en el recinto que se levantaban los dos proyectos y se iban.

En camino a su despacho se trenzó en una fuerte discusión con Daniel Vilches, quien quería dialogar para continuar la sesión.

Según algunos legisladores que presenciaron las charlas de los coborradicales, una discusión telefónica entre Cornejo y el intendente de Tunuyán, Eduardo Giner, en duros términos, destrabó el "apriete" político hacia el Gobierno.

Después de eso, y con la votación poco clara, el titular de la Cámara, Jorge Tanús, llamó a reanudar la sesión, porque "un iluminado no puede tirar por tierra diez horas de trabajo".

Liliana Vietti (UCR) le aportó tranquilidad al oficialismo cuando dijo: "Con mucha pena pero con mucha responsabilidad, acompañamos el proyecto". El PJ se aseguraba así los votos necesarios para aprobar el ansiado endeudamiento.

Casi a la medianoche, Diputados le dio el ok a la propuesta de Jaque, no sin esfuerzo y peleas varias.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.