access_time 16:37
|
3 de enero de 2007
|
|
INVESTIGAN UNA MUERTE

Apareció muerto en un canal

Un obrero golondrina que iba en bicicleta se cayó a un cauce de riego y fue arrastrado por la corriente. Su mujer fue testigo del hecho.

    Un hombre de 44 falleció ayer a la mañana luego de caer a un canal de riego en el Sur provincial, informó la policía. El trágico hecho sucedió alrededor de las 8.30 en el canal Regueira, ubicado en el distrito Las Malvinas, a unos 35 kilómetros al sur de la villa cabecera de San Rafael. El hombre que se precipitó al cauce de riego y luego fue arrastrado varios metros por la fuerte correntada iba en bicicleta junto a su mujer, quien fue testigo del luctuoso hecho.

    En los primeros momentos tras el accidente, la policía desconocía las causas por las que Sergio Apolinario Callo, de nacionalidad boliviana, había caído al cauce que pasa cerca del río Atuel. Familiares y vecinos iniciaron de inmediato la búsqueda y el hombre fue encontrado minutos después a pocos metros, aguas abajo. El cuerpo fue extraído a la altura de Hornos de Molina, pero ya no presentaba signos vitales, según pudo constatarse posteriormente. También acudieron efectivos de la Seccional 42ª de Salto de las Rosas, quienes labraron las primeras actuaciones. El cuerpo de Callo fue llevado luego hasta la morgue del Hospital Teodoro Schestakow por orden judicial. Las primeras estimaciones indicaron que el hombre falleció por asfixia por inmersión. Callo residía, junto a su familia, en el lote 31 de Las Malvinas Norte, no muy lejos de donde tuvo el accidente.

   INFORTUNIO. Con el transcurrir de los minutos y a medida que los allegados a la víctima salían de la conmoción por el deceso de Callo, los investigadores de este hecho pudieron tener algunas precisiones de los sucedido. Fuentes policiales sureñas comentaron ayer a la tarde que Sergio Apolinario Callo había salido de su vivienda junto a su mujer y juntos se habrían dirigido a una finca donde ambos trabajaban como obreros golondrinas. Cada uno en su bicicleta, la pareja inició un recorrido que les era habitual, pero, por accidente, el hombre cayó al canal. Lo que la esposa de Callo habría explicado a los investigadores de este hecho es que, en un cruce, su marido resbaló y terminó en las aguas del canal Regueira. Cabe aclarar que las fuertes tormentas desatadas en San Rafael en las últimas horas podrían haber dañado el terreno por donde circulaban los ciclistas.

   Cuando el hombre estaba en el agua, su mujer fue quien comenzó a pedir desesperadamente y a los gritos, que alguien auxiliara a Callo. Este hombre intentó bracear y hacerle frente a la fuerte correntada del cauce, el que tiene revestimiento de cemento.Pero la potencia del agua impidió que Callo lograra arrimarse a uno de los extremos del canal, que tiene una profundidad de cuatro metros.

   Fueron los vecinos y los hijos de Callo quienes, al escuchar a la mujer, salieron hasta la zona donde se produjo este accidente. Estas personas terminaron siendo quienes, al arrojarse al canal, lograron sacar el cuerpo de Callo. Luego, se dio aviso a la policía de la Comisaría 42ª, quienes, al llegar hasta el sitio del siniestro, constataron la muerte de este obrero rural.

SEGUÍ LEYENDO:

Diario El Sol Mendoza. Domicilio: La Rioja 987, M5500 Mendoza. Argentina. Director Periodístico: Jorge Hirschbrand. © Copyright Cuyo Servycom SA 2020. Todos los derechos reservados.