nota
  • Hora12:12 Hs.
  • 17/08/2009
Caso macabro

Llegó a Mendoza la joven que mató a su bebé y le notificaron la imputación

La chica, de 19 años, arribó ayer por la tarde a Contraventores desde General Alvear. Sus padres la acompañaron en todo momento.


La joven de 19 años detenida el miércoles en General Alvear por degollar a su hijo recién nacido y mandarlo en encomienda a La Pampa, llegó ayer por la tarde a Contraventores en Ciudad, donde la fiscal especial, Claudia Ríos, la imputó por homicidio agravado por el vínculo.
Fuentes policiales informaron que la acusada, identificada como Carla, salió del Sur de la provincia a las 13.30 y arribó a la sede de Investigaciones minutos antes de las 17, donde quedó alojada en una de las celdas hasta sentarse frente a la fiscal especial.
La chica fue trasladada desde General Alvear a Ciudad en una camioneta 4x4 de la Policía y en todo momento estuvo custodiada por dos efectivos de Investigaciones y por su madre.
En otro vehículo viajaba el padre de Carla, junto a otros familiares.
Al percatarse de la presencia de este medio, la joven y su mamá, solicitaron a los efectivos que la escoltaban, que le cubrieran el rostro, para evitar ser fotografiada.
El Sol intentó dialogar con la progenitora de la imputada, pero la mujer, visiblemente angustiada por la situación que están viviendo, se negó rotundamente. “No voy a hacer ningún tipo de declaraciones”, se limitó a decir.
Horas después, Carla fue llevada hasta la Fiscalía Especial, donde la magistrada le informó formalmente que estaba imputada por homicidio agravado por el vinculo. Por este delito, la chica arriesga una pena de hasta cadena perpetua.
La acusada estuvo durante varias horas siendo indagada por Ríos y luego fue llevada nuevamente hasta la celda, donde permanecerá alojada hasta ser sometida a las pericias psiquiátricas.
Ayer, las fuentes explicaron que se está realizando un nuevo estudio forense al cadáver del bebé en el Cuerpo Médico Forense, ya que la causa contaba con la necropsia realizada por médicos de La Pampa.

macabro. El espeluznante caso ocurrió el 8 de julio, pero recién tomó trascendencia pública a fin de mes, cuando en el departamento de Santa Isabel de La Pampa encontraron en una caja de encomienda, proveniente de la Terminal de Ómnibus de Mendoza, el feto de un bebé degollado.
Dentro del paquete habían dos bolsas: en una estaba la cabeza y en la otra el cuerpo del niño.
A partir de entonces, la Policía de esa provincia limítrofe comenzó una exhaustiva investigación para determinar qué había sucedido.
El cadáver fue derivado al Cuerpo Médico Forense, donde las pericias determinaron que había nacido con 7 meses de gestación y que, mientras estaba con vida, lo habían degollado con elementos quirúrgicos.
Ante el macabro suceso, los sabuesos pampeanos pusieron en conocimiento a la policía local sobre lo que estaba pasando. Así, los pesquisas lograron identificar al receptor de esa encomienda –el ex novio de la acusada–, quien brindó detalles sobre quien se lo había enviado.
Una fuente policial reveló que el chico, casi al mismo tiempo que el “paquete” estaba llegando a La Pampa, recibió un mensaje de texto por parte de su antigua pareja que decía: “Acá tenés al niño que me embarazaste”.
Con este importante indicio los pesquisas fueron tras los pasos de Carla. Fue así como el martes por la mañana, personal de Investigaciones allanó una vivienda ubicada en Ayacucho y Montecaseros de Ciudad, pero no lograron capturarla.
El avance de la pesquisa permitió la obtención del dato de que estaba escondida en Alvear, en la casa de un familiar. Una delegación de efectivos viajó hacia ese departamento, donde por la mañana irrumpió en esa vivienda y detuvo a la joven.
“Mediante documentos que pudimos encontrar, creemos que ella es quien mandó el feto a La Pampa.
El destino final era la casa de un supuesto ex novio de ella que es oriundo de esa provincia”, explicó el comisario de Santa Isabel Julio Alcaraz, durante una rueda de prensa realizada el miércoles en Contraventores.
Por último señaló que el novio de la chica no está ligado a la causa porque “no tuvo nada que ver con el ataque al bebé”.

Sin esposas
Llamó la atención que la joven acusada por el crimen de su hijo no llegara esposada a Contraventores (ver foto), para declarar ante la
fiscal del caso. Nadie supo explicar esta situación, aunque, al parecer, se debió a que no existía peligro de fuga.

Visitas

Comentarios

IAB
ComScore