nota

Últimas noticias

La misteriosa carta de Carmen Barbieri

La capocómica realizó un extenso descargo en Twitter, donde disparó contra quienes la desilusionaron. "Me considero una leona en medio de una jungla de traidores", dijo.

Ampliar imagen La misteriosa carta de Carmen Barbieri
La capocómica realizó un extenso descargo en Twitter, donde disparó contra quienes la desilusionaron. "Me considero una leona en medio de una jungla de traidores", dijo.

Por: Exitoina

Carmen Barbieri sorprendió al publicar una misteriosa carta abierta en su cuenta de Twitter. Decepcionada y triste, volcó sus sentimientos en una extensa misiva.

Tras los últimos acontecimientos que sucedieron en el seno de la familia Barbieri-Bal, que incluyeron el sobreseimiento de Federido Bal en la causa que investigaba las denuncias cruzadas con Barbie Vélez por violencia, y el escándalo que generaron unos chats que Florencia Marcasoli sacó a la luz y que terminó con la abrupta ruptura entre Fede y Laura Fernández, la actriz salió con los tapones de punta en una misiva 2.0.

Marcasoli había sido una de las grandes defendidas de Carmen, pero luego de que la bailarina escrachara al actor, la capocómica se convirtió en su peor enemiga. A su vez, la joven llegó a contar que Barbieri la había intimidado con mensajes al llamarla “basura”.

También recordemos que Carmen mantiene una guerra judicial con Natividad Díaz, ex asistente de Santiago Bal, quien la denunció cuando quedó detenida al intentar cobrar un cheque que la capocómica había emitido y que estaba denunciado como “extraviado”.

La carta completa de Carmen Barbieri:

“Almuerzo sola, estoy lejos de casa y a veces eso te sirve para pensar a corazón abierto. Muchas cosas me pasaron últimamente, casi todas de público conocimiento; pero hoy una palabra recurrente en mi cabeza desde los últimos años: DESILUSIÓN, constante y reiterada; como dicen por ahí uno cosecha lo que siembra, entonces ¿qué hice mal? -porque sin duda creo que el mundo es acción y reacción. Soy impulsiva, contestataria, hablo y después pienso, a veces digo cosas en caliente que después creo que no era necesario, pero si hay algo que tengo es GENEROSIDAD, mis grandes equivocaciones tienen que ver con eso, doy sin esperar a cambio, nunca espero una retribución pero me gusta que el otro lo considere y valore, los años no me sirvieron para diferenciar con quién serlo; lo soy casi sin pensar con quién, sólo por condición. Yo hice mi carrera sin ayuda de nadie, haciéndome camino al andar, sin aprovecharme de un apellido, ni de una posibilidad para ‘trepar’; fui y sigo siendo muy dentro de mí ‘una chica del montón’, por eso ayudo a quien lo necesita, me hago presente, sostengo, acompaño y propongo el crecimiento; creo porque nunca tuve alguien que lo haga por mí, amo la gente talentosa y me gusta que trascienda a veces en desmedro mío y de mi conveniencia laboral… ¿estoy equivocada? Porque en retribución sólo obtengo con el tiempo odio, falta de respeto, hablan mentiras que llevan años desmentir y se sepa la verdad, falta de códigos, se meten con mi parte más vulnerable que es mi gente -Fede, mi hijo, mi mamá, Anita, mi familia, mis amigos- terminan derramando un odio terrible, que provoca más incertidumbre en mí. Dediqué mi vida a formar una familia anhelada, tener una profesión digna, rodearme de amigos y compañeros, disfrutar a pleno; pero casi sin darme cuenta una larga lista de “amigos y compañeros” incluso parte de quienes consideré mi familia; se transforman en mis enemigos, hablan, lastiman, defraudan, mienten, me sacan dinero suciamente… entonces digo: ¿tendré que cambiar mi vida? Mis conceptos, mis códigos… ¿por qué? ¿Y la gente de bien? ¿Los que no se acercan a mí sólo por un rédito o por el mero uso y desuso? ¿Los que conocen a la verdadera Carmen Luz?… No puedo cambiar mi don de gente, soy AUTÉNTICA, yo sé que no soy una mala mujer, si me considero una leona en medio de una jungla de traidores… y sigo con mi lista, se van sumando de a muchos, pasan los años y sigue la lista. Nunca busco victimizarme, no soy la más buena del condado y lo sé, tengo autocrítica aunque no parezca. A veces pienso que me hice mediática a partir de tratar de explicar y contar la verdad; muy pocas veces puedo disfrutar de lo bueno que tiene serlo; es decir, divertirme y contar con humor cosas cotidianas que te acerquen al público y te sacan del lugar alejado que ellos creen. A veces las fuerzas menguan y no sé qué camino tomar. Pero tengo en claro que no puedo modificar mi sentir, por ahí no soy buena en transmitirlo; pero sepan que todo lo que hago es en función de cosechar logros míos y disfrutar del logro de los demás, más aún si es gente querida. Reivindico mi condición de GENEROSA y TRABAJADORA, a veces hasta la idiotez, soportando golpes y cachetazos; desbordes y heridas, pero no puedo cambiar, a pesar de las desilusiones de hombres, amigos, familias, o sólo conocidos. Seguiré sumando a la lista, pero sin dejar de mirar al horizonte, con conceptos claros y poniendo la cabeza en la almohada pensando que soy FIEL A MIS CONCEPTOS, sin claudicar, sin bajar la cabeza, orgullosa de ser una mujer de BIEN. Defender a mi hijo con uñas y dientes. Ojalá un día, que no sea muy lejano, disfrute los frutos dulces sin tantos amargos… Confío en eso de corazón y por lo pronto sigan pegando, que hay MUJER para rato… como dice Eladia Blázquez ‘A pesar de todo irás adelante, la fe en el camino será tu constante. A pesar de todo, la vida que es dura también es milagro, también aventura. A pesar de todo, dejándola abierta, verás que se cuela el sol por tu puerta. No hay mejor motivo si encuentras el modo de sentirse vivo, a pesar de todo'”.


Permalink:
visitas social_count

Comentarios de la nota