nota

Últimas noticias

Organizarse y llevar una dieta balanceada es posible

¡Qué la rutina laboral no te impida alimentarte bien!

Claves para poder comer sano en el trabajo.

 

Ampliar imagen Qué -tu-rutina- laboral- no- te -impida- alimentarte- bien

Por: Medios

Las exigencias del mundo laboral han hecho que en los últimos años, las personas deban pasar más horas en sus trabajos y, muchas veces, cumpliendo jornadas que les implican almorzar lejos de sus hogares y de las tradicionales "comidas caseras".

Es por ello, que los profesionales de la salud aconsejan prestar atención a lo que se come en la oficina ya que muchas enfermedades actuales son en gran parte por comer mal. Lo ideal es hacerlo para recargar energías sin aportar demasiadas calorías, teniendo en cuenta la actividad física que se realiza.

 Aunque parezca imposible por la falta de tiempo y las ocupaciones, se puede comer sano en el trabajo. ¿Cómo? ¡Muy simple! Tan solo es aconsejable seguir unos simples tips…¡a tomar nota!

# Desayuna antes de salir de tu casa: un buen desayuno, completo y equilibrado te dará energía para afrontar toda la jornada y llegar con menos hambre al almuerzo. Café con leche, jugo, tostadas y yogur con cereales no pueden faltar. Si te parece mucho, se puede ir incorporando de a poco.

# Llevate una fruta: para cualquier momento, llevate una fruta de estación como puede ser una  manzana o una pera o una banana, la que te dará sensación de saciedad al menos por una hora y tendrás energía para seguir.

# Mucha agua: esto te permite estar hidratado, fresco, despejado y satisfecho. También evitás que se te resequen las mucosas y evitás los resfríos.

# Menos dulces: siempre hay harinas y dulces en las oficinas, lo ideal es evitarlos. ¡A dejarlo para una ocasión especial!

# Evitá el exceso de cafeína: no abuses del típico café de oficina, podés buscar otras alternativas como alternarlo con té de hierbas.

# No a las comilonas: evitar los lugares de porciones enormes. Comer mucho al mediodía hace que te sientas pesado y será imposible ser eficaz después del almuerzo.

 

# Prepará tu propia comida: además de ahorrar plata y de tener mejor control en los ingredientes, esto te asegura que tu comida sea sana.

# Variedad de comidas: incluye todos los días los 3 grupos de alimentos: frutas y vegetales, cereales y hortalizas, leguminosas y alimentos de origen animal.

# ¡Levántate! No pases tanto tiempo sentada levántate 10 minutos cada hora y camina, estira los brazos, cuello y piernas. Vas a ver como esto también ayuda a que trabajes mejor

Como podrás ver, es posible comer sano en el trabajo siguiendo estos simples consejos nutricionales. Empezá a llevarlos a la práctica y verás como comezarás a sentirte más saludable, relajado, enérgico y productivo.

 


Permalink:
visitas social_count

Notas relacionadas

Comentarios de la nota