nota

Últimas noticias

Clasificación

La UNCuyo cayó 100 puestos en un ranking mundial

Una consultora internacional analizó a más de 4.000 universidades del mundo y destacó a las mejores 1.000. 

Ampliar imagen UNCUYO

Por: Gema Gallardo

Esta semana se publicó el ranking 2017/8 de universidades QS, que realiza una consultora inglesa. Para sorpresa de varias casas de altos estudios en Argentina, la performance fue crítica. Entre ellas figura la Universidad Nacional de Cuyo que perdió 100 posiciones con respecto a la del año anterior. Para la elaboración del podio, la consultora analizó más de 4.000 universidades de las 26.000 que hay en el mundo y destacó a las mejores mil.

Por su lado, la Universidad de Buenos Aires escaló diez puestos y se ubicó en el lugar 75. También mejoraron en su clasificación la de Belgrano y la de Palermo. Sin embargo, el resto descendió en su reputación por parte de los empleadores y en el impacto de las investigaciones.

Según QS, las universidades argentinas se ubican: puesto 75, la UBA. También figuran la Austral (331), seguida por la Belgrano (337), la Católica (364), la Palermo (431-440), el Instituto Tecnológico Buenos Aires (551-600), la de la Plata (551-600), la de San Andrés (601-650), la Torcuato Di tella (701-750) y la de Córdoba (701-750). Mientras que a partir del puesto 801-1000 están la UNCuyo –en 2016 se ubicó 701-, la de Mar del Plata, la de Rosario, la del Sur, la de Tucumán y la UTN.

 


Marcelo Rabossi, investigador de la Universidad Di Tella, explicó a Clarín que el descenso de las universidades argentinas se puede deber a que “QS otorga el 50% del peso final del puntaje a una encuesta de percepción, que es una herramienta débil. La percepción tiende a dar mayor estabilidad a las universidades que históricamente rankean entre las mejores. Además, QS cambió los indicadores con los que evalúa y también podría influir”.

Esta clasificación es anual y analiza seis indicadores: reputación académica, reputación entre los empresarios, ratio de estudiantes por profesor, citaciones por facultad y la proporción de alumnos y profesores internacionales.

En este sentido, María Jimena Estrella Orrego, secretaria de Relaciones Internacionales de la UNCuyo, dijo que estar mal evaluados no le resulta agradable a ninguna institución pero aclaró que esa universidad trabaja en otra dirección que no es la que evalúa la consultora inglesa.

“El tema de los rankings es muy debatidos en los ámbitos académicos. En este específicamente se trabaja sobre datos que no son aportados por las casas de estudios y sobre todo con variables que usan otras universidades, como las anglosajonas, que apuntan a la producción de publicaciones científicas de los docentes y utilizan un solo buscador como es Scopus. Además, a la reputación académica le asignan un porcentaje muy alto y llegan a él a través de una encuesta en la que no sabemos a quiénes entrevistaron ni qué preguntaron”, señaló Estrella Orrego.

 

La secretaria añadió que la UNCuyo viene desarrollando un fuerte trabajo en el ámbito internacional con el intercambio de 500 estudiantes y de 100 docentes por año, punto que pesó muy poco para la evaluación final de QS.

“Las universidades de la región trabajamos en un sentido opuesto al que analiza esta consultora que no tiene en cuenta datos más duros como la cantidad de egresados, la inserción de estos, el dominio de idiomas de los docentes, la excelencia académica, entro otras puntos”, indicó Estrella Orrego.

El podio de las diez mejores del mundo otra vez quedó para los Estados Unidos y el Reino Unido. Por sexto año consecutivo, el Massachusetts Institute of Technology (MIT) ocupó el primer puesto, seguido por Stanford, Harvard y Caltech. 


Permalink:
visitas social_count

Comentarios de la nota