nota

Últimas noticias

Brasil

Lula da Silva declarará frente al juez del Lava Jato por primera vez

El ex presidente presentará su declaración este miércoles por su supuesta participación en el esquema de coimas en Petrobras.

Ampliar imagen Lula da Silva

Por: Medios

Por primera vez, en los tres años explosivos del Lava Jato, el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva se encontrará frente a frente con el juez Sergio Moro.

De un lado y del otro prometen “destruir” al contendiente: para Lula, se trata de demostrar que todas las acusaciones de corrupción vertidas en su contra por el magistrado de Curitiba no tienen asidero legal. Por lo tanto, para él no son más que una forma leguleya de “liquidar” sus posibilidades de candidatearse en las presidenciales de 2018.

Para el juez, que convirtió la causa de los sobornos a políticos, funcionarios, ex presidentes y parlamentarios en el eje sobre el que transcurre su vida, indagar a Lula implica demostrar la “excelencia” de su estrategia. Esta se basó en las “delaciones premiadas” de los ejecutivos de las grandes empresas que participaron del esquema de corrupción.

Hubo un contacto anterior pero fue apenas por video conferencia, el 30 de noviembre de 2016. Lula fue citado como testigo por los abogados de la defensa del ex diputado Eduardo Cunha.

En aquel momento, la conversación fue en un “tono cordial” según definieron los que la presenciaron. Como sea, el juez Moro intentó este martes morigerar el impacto que podrá causar esta indagatoria en la ciudadanía brasileña.

Para ello tomó una serie de medidas. Entre ellas, exigió a los abogados de la defensa que no graben las declaraciones del ex mandatario. Estos, a su vez, indicaron que ese impedimento es “ilegal” y “hiere” el texto de la constitución brasileña. Con el mismo criterio, se montó un extenso cerrojo policial que impedirá a los manifestantes de uno y otro bando acercarse al juzgado federal donde se sustancia el proceso.

El esquema exigió, entre otros detalles, que la seguridad del juzgado secuestre los celulares de los abogados de Lula. “No queremos que esto se convierta en un evento político-partidario”, declaró el magistrado.

Según afirman en Curitiba, la capital del estado de Paraná, el juez pidió a través de un video exhibido en su página de Facebook que sus partidarios eviten cualquier enfrentamiento. Les demandó que no monten campamentos en la ciudad.

Pero la policía provincial decidió cargar las tintas sobre uno de los sectores que podrían traer complicaciones. Son aquellos que siguen a Lula. Les prohibió acampar en parques de la ciudad y realizó un operativo para “desarmar”, según dijeron, a los manifestantes de las organizaciones sociales. Dijo que encontró armas como hoces y facones entre las pertenencias de los militantes del Movimiento de los Sin Tierra (MST).

Por último, se montó una barrera que inhibe el paso de personas en un radio de 500 metros desde el juzgado. A los curitibanos el esquema policial les recuerda al modelo implementado para la Copa del Mundo de 2014.


Permalink:
visitas social_count

Comentarios de la nota