nota

Últimas noticias

Prejuicios sobre parejas LGTBIQ derribados por sus protagonistas

Ampliar imagen Los mitos y prejuicios sobre parejas LGTBIQ derribados por sus protagonistas

Por: ElSol.com.ar

¿Tenes prejuicios con respecto a las parejas del mismo sexo?

Este 26 de Noviembre se celebrará la marcha del orgullo LGTBIQ (Lesbiana, gay, transexual, bisexual, intersexual, queer). La cual tiene historia desde 1969, para festejar su sexualidad pero también reclamar por sus derechos y una ley antidiscriminatoria.

Hay varios mitos y prejuicios que se tienen con respecto a las parejas homosexuales y sus vivencias, sobre todo con el tema de la discriminación. Muchos chicos y chicas tienen dudas y no se animan a asumirse porque temen que les pase algunas de estas cosas:

“Las parejas gays son promiscuas”, “Su familia no los acepta”, “En la calle no pueden andar tranquilos”, “Están enfermos”, “Siempre les gritan cosas”, “Viven con miedo”, “Se dan todos con todos” y otra sarta de exageraciones y mentiras. Si bien hay mucho que solucionar en el país, (¡muchísimo!) se lograron y se lograran muchas cosas más siempre que la marcha se mantenga fuerte y en pie y cada vez haya mayor participación: porque como estás a punto de leer en esta nota y por si te quedaban dudas: el amor es amor. Punto.

De esta manera, antes del 26, antes de la marcha, antes de la fiesta, quisimos hablar con parejas del mismo sexo y parejas transexuales para que nos cuenten sus experiencias peleando por sus derechos, y para derribar los prejuicios que aún en el 2016 se siguen repitiendo erróneamente. Qué mejor manera de lograr eso qué hablando con sus protagonistas.

Ellos son: Mariano y Patricio.

Se conocieron en 1999 en un canal de chat IRC de Ciudad.com, Patricio (derecha) le habló a Mariano (izquierda) pensando que era otra persona, ahí comenzó su interés y se pasaron fotos por mail. Se conocieron personalmente, se enamoraron y desde ese entonces nunca más se separaron.

Izquierda: Mariano, derecha:Patricio.

¿Por qué es importante ir a la marcha?

Patricio: Porque es importante hacerte visible y contagiar a los que no salieron del closet, mostrar que está bueno mostrarse sin traumas ni culpa. El primer paso es aceptarse a sí mismo, no que te acepten los demás.

Mariano: Coincido en que ir a la marcha tiene como cosa más importante la visibilidad. Ir y mostrarte tal cual sos, y decirle a la sociedad “acá estamos”, es un acto de militancia. Nos sirve para que mucha gente tome conciencia de que existimos, que tenemos derechos y que somos personas como cualquier otra, más allá de lo que nos guste hacer en la intimidad. Más en estos momentos en los que la sociedad está tan crispada y muchos creen que se tiene que “acabar la joda” que empezó con el gobierno anterior y que, a mi entender, para muchos incluye que se “acabe la joda” para los putos, las tortas, las travas… Me parece que es un poco la idea que sobrevuela cosas que pasaron este año, como las chicas a las que echaron de La Biela o las adolescentes a las que quisieron bajar del tren. Y ni hablar de los femicidios de travestis de los que no se habla porque a los medios no les interesa. Más que nunca hay que ir a la marcha y mostrarse y luchar contra la discriminación y seguir peleando por nuestros derechos.

¿Les dijeron algo alguna vez por la calle o en algún transporte público?

Mariano: No, por suerte no.

Patricio: No sé cómo reaccionaría. Probablemente no muy bien.

Mariano: Terminaría mal el que provocó jaja.

¿Sus respectivas familias están de acuerdo con su relación? ¿Y sus amigos?

No, por suerte nuestras familias aceptan nuestra relación y estamos totalmente integrados en la vida familiar. Lo mismo con nuestros amigos. Tenemos muchos amigos gays, pero también muchos héteros y para ellos no es diferencia que seamos putos.

¿Cuál consideran que es la lucha más prioritaria para la comunidad LGTB en este momento?

Patricio: Creo que el mayor desafío de la comunidad es integrarse a la sociedad, dejar de autoexcluirse. Hay que salir del gueto y dejar de victimizarse.

Mariano: Creo que hay que estar alerta frente a estos arranques homofóbicos de los que hablaba antes. Un país con ley de matrimonio igualitario tiene que ser cada vez más pluralista y abierto, no hay que permitir ningún retroceso al respecto.

¿Qué consejos les darían a aquellos chicos y chicas que no se animan a aceptarse todavía?

Patricio: Que no tienen que torturarse. Que se acepten, que eso no va a cambiar. Sos lo que sos, ya está.

Mariano: Tal cual. Si sos un hombre al que le gustan otros hombres, o una mujer a la que le gustan otras mujeres, no hay nada que puedas hacer para cambiarlo. Reprimirse es al pedo, te hacés daño vos y te perdés de disfrutar un montón de cosas hermosas que te pueden pasar con otra persona de tu mismo sexo. Además, con quien te acuestes, es tema tuyo. No le hacés mal a nadie, solo es una forma distinta de amar. Además, en el momento del mundo en el que estamos, en un país en el que se conquistaron muchos derechos para la gente LGBT en los últimos años, tenemos la posibilidad de vivir libremente nuestra sexualidad. Mucho más que en otras épocas no muy lejanas. Obvio que hay gente que la pasa mal y que hay lugares en este país que son súper conservadores, pero hay muchísimos lugares en los que podés ser gay y vivir libremente, feliz y sin problemas.

6. Para cerrar: Algo que quieran decir, un descargo, una reflexión.

Patricio: Que después de 17 años lo sigo queriendo tanto o más que el día que lo conocí. Y que la vida se vive día a día.

Mariano: No puedo superar esa reflexión jaja. Salgan al mundo, diviértanse, no se cierren a los sentimientos. Tengan sexo seguro a menos que estén en una relación monogámica y no se enrollen con gente tóxica. Al loquito: “no te conozco BAI”.

Ellas son: Priscila y Carolina.

Se conocieron por Tinder en Abril de 2015, se vieron sólo una vez. Para 2016 Priscila (izquierda) volvió a hablarle a Carolina (derecha) con la excusa de hablar sobre Pablo Escobar, ya que Caro es colombiana. Priscila se iba ir a vivir a Ecuador, pero se enamoró de su cita de Tinder y se quedó. Hace 9 meses están juntas y Priscila la define como “su primer amor torta”

Izquierda: Priscila, derecha: Carolina.

¿Cuál consideran que es la lucha más prioritaria para la comunidad LGTB en este momento?

Priscila: Creo que Argentina avanzó mucho en los derechos LGTB y considero que hay mas aceptación que en otros países. Aún así creo que seguimos fallando con el tema homofobia, sobre todo con las demostraciones de amor en público. Incluso yo, muchas veces para evitarme alguna mirada ofensiva, me limito con una caricia o un beso en la calle.

Carolina: Mas allá de luchar, es encontrar nuestro lugar, vivir tranquilos en cualquier parte del mundo generando conciencia tratando de liberar a las personas de la ignorancia, tabúes y fobias.

¿Cuál fue el paso más difícil que tuvieron que dar como pareja?

Priscila: Honestamente con Caro nunca fue difícil nada. He salido con chicos y me ha resultado mas difícil la presentación a mis papas de esos chicos que con Caro. Con ella fue y es todo muy simple hay amor y todo funciona y avanza. Como para darte una respuesta, pensando mucho, para mi fue mas difícil salir de la calle tomada de la mano con ella. Pero fue mínimo eso.

Carolina: Personalmente, pienso que el paso mas difícil fue empezar a compartir y pasar momentos con la familia de Pri. Afortunadamente ellos asumen nuestra relación como es, como una relación de pareja, y son muy comprensivos, respetuosos y muy cariñosos. Nos dan nuestro lugar en la familia y sobretodo yo, que me siento respaldada como mi familia con ellos.

¿Cambió la discriminación hacia la comunidad en los últimos años?

Priscila: Yo creo que sí. En Argentina sí. Creo que el la mente del argentino es muy abierta. En la mayoría de los casos si no piensan igual no molestan y te aceptan. No te tratan como raro.

Carolina: Supongo que sí, cada día más el tema deja de ser “novedad” , por encima de las noticias y los casos puntuales que puedan presentarse. Yo soy Colombiana, Amo argentina porque tiene la mente mucho mas abierta culturalmente que mi país. Llevo casi 3 años en argentina y nunca he sentido rechazo en ningún momento ni lugar.

¿Les dijeron algo alguna vez por la calle o en algún transporte público?
¿Qué hicieron?

Priscila: Una vez un tipo nos dijo “le falta huevo a esa tortilla” nos dio gracia. Cerré la boca porque me pareció chistoso.
Lo que nos pasa a nosotras es que los hombres nos miran como si fuésemos a hacer un trío con ellos (ilusos). Suelen hacerse los ratones con vernos juntas. Pero tampoco suelo dar mucho lugar a que digan algo. Me incomoda mucho y evito las demostraciones en público.

Carolina: Si, no falta el que sale con algún comentario. Muchas veces tratamos de no tener gestos cariñosos o tomarnos de la mano para evitarlos. Entendemos que aún es chocante para algunas personas y también para no pasar nosotras un mal rato.
Casi siempre hacemos caso omiso a ese tipo de comentarios, seguimos de largo y no le damos atención. Aunque alguna que otra vez mi lindisima novia no pueda evitar contestar.

¿Sus respectivas familias están de acuerdo con su relación? ¿Y sus amigos?

Priscila: Con el tiempo siempre pensé que todos sabían que me gustaban las chicas, menos yo. Mi familia siempre me aceptó. Les cuesta decir que Caro es mi novia, pero toman a ella como mi pareja. La quieren mucho y mis amigos también. Como dije anteriormente, mi relación es muy pacífica, aceptada y sencilla.

Carolina: El tema en mi familia es un poco complicado. Tienen instaurado el chip de que “eso es pecado”. Muy pocos lo saben y aunque no todos estén de acuerdo, respetan mi decisión. Mis amigos todos son gay, así que no tienen problema.

¿Qué le dirían a quienes están en contra del matrimonio igualitario?

Priscila: No estamos obligados a estar de acuerdo con las personas que piensan o hacen diferente. Solo les diría que se dirijan con respeto y que dejen que otro sea feliz. El amor es amor y en sí es algo bueno para el mundo. Solo eso. Respeto por las opiniones diferentes.

Carolina: Que dejen los prejuicios a un lado y no se dejen llevar por una “mayoría” ignorante. Que sean respetuosos si no están de acuerdo. Somos mujeres y hombres (como todos en este planeta) que quiere los mismos derechos que los demás.

¿Qué consejos les darían a aquellos chicos y chicas que no se animan a aceptarse todavía?

Priscila: Bueno, siempre me hacen esta pregunta y siempre recuerdo cuando yo recién me asumí que hablaba de lo “normal” y lo “anormal”. La vida que uno tiene es una y no vale la pena tener prejuicios propios (a veces ya bastante con los ajenos). Es fácil decir esto cuando la otra persona tiene una lucha interna pero vale muchísimo la alegría aceptarse para poder disfrutar de todas las áreas y momentos que tenemos para vivir.

Carolina: Que se den la oportunidad de hacerlo, que vivan por ellos y no por un “que dirán” o por los demás. No está mal lo que te hace bien. Que sean libres y felices.

¿Siempre te sentiste con la libertad de amar sin importar el género?

Priscila: No. No me cabía en la cabeza pensar que podía amar a una mujer. Que podía enamorarme y querer un proyecto de pareja y familia con una mujer. Hoy, que rompí personalmente mil barreras creo que podría amar sin importar el género.

Carolina: No. Antes pensaba que únicamente existía el amor heterosexual, que sabia que no me iba hacer feliz pero “debía ser así”. Por principio familiar y culturar mas que todo.

Por último: Algo que quieran decir, un descargo, una reflexión.

Priscila: Que se curen aquellos enfermos de alma que piensan que somos los gays los que estamos enfermos. Yo me siento bastante sanita.

Ella: Celeste. Él: Aaron.

Celeste (izquierda) y Aaron (derecha) se conocieron en un bar ambiente LGBTIQ en Palermo cuando Aaron todavía no había empezado su tratamiento de hormonación.

1. ¿Cuál consideran que es la lucha más prioritaria para la comunidad LGTB en este momento?

Igual de derechos, igualdad en todos los sentidos, que sea mas importante como somos como persona que el con quien nos acostamos o decidimos formar una familia.

2. ¿Cuál fue el paso más difícil que tuvieron que dar como pareja?

Como pareja la convivencia, somos dos personas completamente diferentes.

3. ¿Cambió la discriminación hacia la comunidad en los últimos años?

Por suerte sí, ahora se ve mas común en programas de tv, en películas, en si en todos lados, vemos parejas del mismo sexo en la calle y ya no atrae la atención de toda persona que pase por delante de ellos, hasta llegó el ambiente a programas de televisión infantil, los chicos no juzgan a diferencia de los adultos, es de ahí donde se tiene que empezar a enseñar a respetar y dar iguales tratos.

4. ¿Les dijeron algo alguna vez por la calle o en algún transporte público?

Una mujer hace un par de años, casi se desmaya por vernos de la mano (cuando Aaron todavía no había comenzado la hormonación) y lo tomamos con gracia, entendemos que hay generaciones acostumbradas a la discriminación que ni ellos mismos saben que están discriminando; o bien con otras enseñanzas.

5. ¿Sus respectivas familias están de acuerdo con su relación? ¿Y sus amigos?

Celeste: Mi mamá y papá jamas me hicieron sentir diferente, no tuve ningún problema ni con amigos, ni en el laburo; en ningún lugar la padecí, porque tuve la suerte de rodearme de personas con mente abierta; por otro lado, Aaron tuvo varios años la no aceptación de sus padres, (cuando no había comenzado la hormonacion) pero tuvo la total de sus amigos, es buenisimo siempre poder aferrarse a un grupo de personas, con el paso de los años la familia se dio cuenta del error y ahora conviven a la perfección.

6. A Aaron: ¿Cual fue la parte más difícil de tu cambio?

Aaron: La parte mas difícil de la hormonación fue el contárselo a mi familia porque tenía miedo de la no aceptación en cuanto a mi felicidad y que ellos no lo entendieran. Pero sin embargo lo hice porque decidí pensar en mí, en mi felicidad pese a su opinión, en un comienzo no recibí ni el rechazo pero tampoco la aceptación, como que les costo digerirlo, y al tiempo, notaron mis cambios tanto hormonales como anímicos y comenzaron a tratarme con el genero masculino con el cual me identifico. El tramite de dni fue muy sencillo,(tardo aproximadamente un mes la partida de nacimiento y dni) y la adquisición de la hormona fue rápido y sencillo, no tuve que presentar ninguna orden psicológica (lo cual muchos creen que es una traba) el hospital Fernandez me brindó su apoyo, realice análisis hormonales y con ordenes medicas conseguí la hormona gratuita en el ministerio de la salud, hoy en día existen muchas trabas en cuanto a obras sociales y prepagas, la hormonación gratuita es un derecho que no puede ser negado, pero lastimosamente hay muy pocos lugares que intentan ponerte obstáculos, en internet se encuentra la ley en cuanto a hormonación, esta se puede imprimir y hacer valer los derechos frente a quien los niegue, hay varios grupos en redes sociales que brindan asesoramiento que están dispuestos a ayudar a quien lo necesite.

7. ¿Qué le dirían a quienes están en contra del matrimonio igualitario?

¿Qué podemos decirles? Hay personas que jamas van a cambiar de opinión, y están cegadas a un sistema binario, el amor es la cosa mas natural que existe, y viene en todas las formas, no son decisiones, no es que nos levantamos un día y decidimos enamorarnos de alguien en especifico, simplemente pasa y pretendemos que ese amor se respete; Le diríamos que abra su mente y vea mas allá de lo que conoce, que no se niegue ante un futuro que viene encaminado hacia un apoyo a la comunidad lgbtiq, que es el futuro que le espera a sus hijos, nietos y demás donde uno pueda amar libremente sin prejuicios.

8. ¿Qué consejos les darían a aquellos chicos y chicas que no se animan a aceptarse todavía?

A quienes no se animan a aceptarse le diríamos que todo va a su tiempo, que cuando sienta que es el momento que comience contándolo a quien le da mas confianza, que encuentre las palabras correctas, que no se niegue la felicidad mayor, que es ser uno mismo, que las personas que te aman honestamente aman sin condiciones, que es un largo camino de descubrimiento y auto descubrimiento que los años pasan y nos llevan a distintas personas que van a estar dispuestas a darnos su total apoyo, que dentro de la comunidad somos muchísimos, que no va a ser ni el/la primerx ni el/la ultimx, y por mas duro que parezca, la recompensa de ser feliz puede con todo y contra todo.

9. ¿Siempre se sintieron con la libertad de amar sin importar el género?

Celeste: si, siempre me sentí con total libertad ante todo; cometí el atrevimiento hace unos años de cerrarme en cuanto a mi orientación sexual y me catalogué como lesbiana, conocí a Aaron antes de su transición, y al pasar los meses, comenzó con una disconformidad física que lo llevo a interrogarse sobre su persona; yo, como su novia no quería otra cosa mas en el mundo que su felicidad, él (siempre hablando antes de su transición) había cambiado, paso por una operación (mastectomia) la cual estuve absolutamente de acuerdo y su estado anímico comenzó a mejorar, luego comenzaron dudas por su parte en cuanto a la intersexualidad en la que se encontraba, me planteo su decisión con mucho miedo e inseguridad ya que creía que yo estaba totalmente cerrada a una orientación sexual y no aceptaría sus cambios tanto físicos como personales, yo lo acepte, sin miedo, hasta sin pensarlo, el podría cambiar lo que quisiera, su pelo, su cuerpo, su nombre, pero la persona de la que me enamore sigue ahí, en el cuerpo masculino que hoy duerme conmigo, su piel ya no es suave, pero sigue siendo la suya; el amor no cambio en lo mas mínimo, él como persona no cambio en nada, moldeó actitudes en cuanto a su preferencia, en cuanto a las propias del genero con el cual decidió vivir; ahora el es muy feliz y yo también, creo fielmente que el amor no se piensa, no hay que ver que forma tiene, no tiene nada que ver en cuanto a su genitalidad ni a la orientación, yo lo amo y lo acepto tal como es, de la forma que elija ser.


Permalink:
visitas social_count

Comentarios de la nota

También te pueden interesar

IAB
ComScore