nota
El país
  • Hora07:27 Hs.
  • 18/03/2013

Para evitar otro embargo, Cristina llegó a Roma en un avión privado

El Gobierno quiso evitar que al Tango 01 le pase lo mismo que a la Fragata Libertad.


La presidenta Cristina Fernández voló a Roma en la aeronave oficial hasta Marruecos y desde allí continuó viaje en un avión privado, para evitar otro embargo, tras el escándalo ocurrido con la Fragata Libertad.

Según consignan este lunes medios nacionales, la mandataria hizo el último tramo del viaje en un jet Bombardier BD-700-1A10 Global Express, con matrícula EC-KVU.

La aeronave, de la firma Tag Aviation, está valuada en unos u$s20 millones, y tiene una autonomía de 13 horas de vuelo sin recarga de combustible. El jet cuenta con 12 plazas, cinco camas y una habitación con baño privado.

En enero, la presidenta había evitado utilizar el avión oficial en su gira asiática que incluyó escalas en Emiratos Arabes, Indonesia y Vietnam. 

Esta mañana, la primera mandataria se reúne con el Papa Francisco, en la primera audiencia de este desde que asumió el Pontificado.

Visitas

Comentarios

IAB
ComScore